NOTICIAS

Perder peso después de los 50 es todo un desafío, ¡pero con estos trucos podrás lograrlo!

Date July 27, 2017 12:06

Si antes habías ignorado algunos consejos de salud y te permitías comer cosas poco saludables, sabes que llega un momento en el que tu metabolismo ya no es como era. Ahora es el momento de realmente apretar el cinturón y centrarte en mantener un peso y estilo de vida saludables. Cuando cumples los 50, los cambios hormonales y hábitos sedentarios pueden hacer que la pérdida de peso sea un verdadero desafío. Independientemente del enfoque que elijas, una buena dieta y un estilo de vida activo siempre ayudan. Estos son los puntos en los que debes centrarte si deseas bajar de peso después de los 50:

1. Sazonar la comida

En muchos estudios, la pimienta se ha relacionado con ayudar a aumentar el metabolismo y disminuir los antojos. Un estudio de 2011 reveló que las personas que agregaron pimienta de cayena a sus platos mostraron una menor cantidad de ingesta, así como un menor deseo de consumir alimentos grasos, dulces o salados. Si te gusta la comida picante, esto podría ayudar a mantener tu peso. Sin embargo, la comida picante es una mala elección para las personas con ciertos problemas gástricos.

También puedes leer esto: 5 razones por las que no logras perder peso y que la mayoría de la gente ignora

2. Ser un niño de nuevo

¿Alguna vez has notado que los niños tardan una eternidad en comer? Eso es bueno. Un estudio de 2015 encontró que cuando las personas se toman 30 segundos entre las mordeduras, dejan de comer cuando están satisfechos, por lo que ahorran calorías y kilos. Tendemos a consumir más alimentos de lo necesario a medida que envejecemos debido a la emoción y el estrés. Para combatir esto, sugerimos volver a los hábitos de la infancia mediante el uso de bocados más pequeños y masticar más tiempo. Un plato más pequeño hará que una porción parezca más grande. Aún así, a idea de comer más lentamente puede ayudar a perder peso.

3. Seguir haciendo ejercicio

Muchos dejan de hacer ejercicio a los 50 y las causas pueden ser múltiples. Estas incluyen a menudo algún tipo de dolor en las articulaciones, pero esta no es la década para dejar de moverse. Primero, evalúa lo que puedes hacer. Nadar, caminar, hacer ejercicio en la máquina elíptica y andar en bicicleta son actividades de bajo impacto. También querrás centrarte en el desarrollo de masa muscular para ayudar a preservar su metabolismo. Encontrar un buen entrenador puede ser el primer paso para determinar qué actividades de entrenamiento de resistencia funcionarán mejor para ti.

4. Planificar con anticipación

Ahora más que nunca, necesitas centrarte en la planificación de comidas por lo que no dependas de salir a comer todo el tiempo. No quieres cocinar, ya que los hijos han crecido y se mudaron. Planea por adelantado cortando las verduras frescas durante el fin de semana, haciendo las sopas que puedes congelar, y considera opciones sanas para la comida que sean de rápida preparación.

5. Aplicar un enfoque de "sólo unos cuantos bocados"

Una forma de disfrutar de algunos de los alimentos que deseas sin cosechar las consecuencias negativas es permitirse unos cuantos bocados. Esta táctica ha ayudado a muchos durante sus vacaciones o con algunos ataques de antojo. Puede ser una buena táctica para algunas personas, no para todos.

También puedes leer este artículo: Estos son los 8 errores fatales que aquellos buscando perder peso cometen más a menudo

6. Calidad sobre cantidad

El recuento de calorías no siempre es eficaz porque te obliga a obsesionarte sobre la cantidad en lugar de la calidad. La investigación ya apoya la idea de que cuando se compara una dieta de alimentos de mayor calidad con una dieta estándar de alimentos procesados, la dieta de calidad puede ayudar más a la pérdida de peso. Deshazte de la presión de contar cada caloría. Contar calorías es un buen método, pero no debe ser una obsesión.

7. Apaga la televisión

Los estudios han encontrado que si comes delante del televisor cuando está encendido, puedes consumir entre 13 y 25 por ciento más calorías que si el televisor estaba apagado. Además, una encuesta reciente muestra que la mayoría de las personas dejan de comer cuando su plato está vacío o su programa de televisión ha terminado. Puede ser extremadamente beneficioso sintonizar tus hábitos alimenticios al apagar la TV y escuchar a tu cuerpo. Además, Es probable que comer mientras vemos la televisión conduzca a un mayor consumo de alimentos poco saludables.

Recuerda que el éxito de la pérdida de peso, a cualquier edad, se basa en muchos factores diferentes. Después de los 50, estos factores aumentan. No tires la toalla. Nunca es demasiado tarde para cambiar tus hábitos de vida y alcanzar un peso que te haga feliz y saludable.

Es importante aclarar que TODA la información contenida en Perfecto Gurú tiene un fin INFORMATIVO exclusivamente, y que en ningún momento debe ser considerada como asesoramiento, diagnóstico o tratamiento médico profesional. Nunca deje de buscar asesoramiento médico, no ignore el consejo médico, ni demore en buscar asistencia médica por algo que haya leído en este Sitio.