Su problema de acné era tan severo que ni el maquillaje podía ocultarlo, pero descubrió la solución

Familia y niños

Nuestra piel es un reflejo de nuestra salud en general, y es por eso que la piel resplandeciente y bella a menudo es resultado del cuidado apropiado, la hidratación y la ingesta de una dieta rica en nutrientes. Por el contrario, una piel plagada de espinillas, puntos negros y otros tipos de acné puede indicar daño oxidativo, mala nutrición y desequilibrios hormonales.

De leve a grave, el acné puede causar brotes dolorosos y antiestéticos en la cara, la espalda, el pecho e incluso los brazos. Si no se trata, el acné también puede conducir a una disminución de la autoestima e hiperpigmentación o cicatrización a largo plazo. La genética, los niveles hormonales cambiantes, la falta de sueño y el estrés son factores que contribuyen al acné.

Quizá te interese: Los 10 errores más comunes que las mujeres cometen al lavarse la cara y quitarse el maquillaje

La buena noticia es esta: muchos remedios caseros seguros para el acné quístico, espinillas, puntos blancos e hiperpigmentación debido a las cicatrices de acné están disponibles. Si eres de los que han optado por usar medicamentos recetados y/o tópicos potencialmente peligrosos en tu piel, en lugar de remedios caseros naturales para el acné, debes saber que es posible limpiar tu piel de forma natural, ya que se están minimizando las cicatrices del acné. Una dieta saludable, la aplicación de aceites esenciales, la limpieza adecuada y equilibrar las hormonas son algunas de las formas en que puede restaurar la salud de su piel, reducir las espinillas antiestéticas u otros tipos de irritación y prevenir las cicatrices.

Un caso de éxito fue el de Karina Bañuelos, quien compartió a través de su perfil en Twitter el progreso tan asombroso que logró modificando su rutina de limpieza facial.

El antes y el después, los cambios son notorios:

Karina relata su rutina paso a paso:

Paso uno: Antes de lavarme la cara, tomo una bolita de algodón, le pongo loción de hamamelis con Aloe vera y la froto en toda la cara hasta cubrir los poros.

Paso dos: Me enjuago la cara con agua caliente para abrir mis poros y luego uso un cepillo giratorio. Mojo las cerdas del cepillo con agua caliente y pongo un poco de jabón líquido de menta.

Paso tres: Después del jabón enjuago mi cara con agua fría y aplico nuevamente la loción de hamamelis. Después me aplico un emoliente libre de aceites.

Paso cuatro: después de que mi crema hidratante o emoliente se seque, uso gel de Aloe vera en la cara directamente de la planta, pues funciona mejor que la de cualquier supermercado. Duermo con Aloe vera y por la mañana me lavo.

Para finalizar, Karina aclaró a sus seguidores el proceso que realiza y en cuánto tiempo notó resultados:

Tengo piel mixta y vi resultados en mi cara luego de 2 o 3 meses. Tienes que ser consistente o nunca verás resultados. Utilizo Aloe vera para cicatrizar. Mi rutina en la mañana: me lavo la cara, me aplico Aloe vera, enjuago, luego uso protector solar. El protector solar ayuda a evitar cicatrices y manchas oscuras. Yo uso un producto para niños con zinc.

Y eso es todo lo que hago, es una rutina simple, me toma 10 minutos terminarla. No tengas miedo si tu piel empeora un poco mientras lo usas, empeora antes de mejorar, porque elimina todo lo que tienes en la cara y luego se deshace de las impurezas. Espero que esto ayude.

Muchos de los que comentaron sus fotografías aseguraban que se trataba de un truco o de maquillaje, pero quedó en evidencia que se trata de un cambio real a base de cuidado y limpieza profunda y continua.

Fuente: Karina B / Twitter

Quizá te interese: La verdad y los mitos de los productos comedogénicos y los aceites para la piel


Este material es suministrado solamente con fines informativos. Algunos de los productos y elementos discutidos en este artículo pueden causar una reacción alérgica y dañar su salud. Antes de usarlos, consulte con un técnico o especialista certificado. Los editores no son responsables de ningún daño u otras consecuencias que puedan ser generadas por el uso de los métodos, productos o elementos descritos en este artículo.

Recomendamos