Ortorexia: cuando el comer saludable se convierte en una obsesión que afecta el estilo de vida y la salud

Inspiración

November 28, 2017 16:10 By Fabiosa

Una alimentación saludable puede conducir a mejoras importantes en la salud y el bienestar. Sin embargo, para algunas personas, el enfoque en la alimentación saludable puede volverse obsesivo y transformarse en un trastorno alimentario conocido como ortorexia.

Al igual que otros trastornos de la alimentación, la ortorexia puede tener consecuencias graves en la salud y este artículo explica todo lo que necesitas saber sobre este desorden.

¿Qué es la Ortorexia?

La ortorexia o la ortorexia nerviosa es un trastorno alimentario acuñado por el psicólogo Steven Bratman en 1997. Se caracteriza por una preocupación extrema o excesiva por evitar alimentos que se consideran no saludables. En los últimos años, con el boom del movimiento de la alimentación limpia y celebridades que defienden las dietas detox,  sin gluten,  sin azúcar, etc., es una condición que está ganando cada vez más reconocimiento.

Nicoleta Ionescu / Shutterstock.com

¿Qué la causa?

Sus causas aún están en debate, pero las personas con tendencias TOC son más propensas a ser susceptibles y ser víctimas de la enfermedad. El desorden generalmente comienza con personas que desean disfrutar de un estilo de vida más saludable y mejorar su nutrición. Sin embargo, se convierte en un problema cuando se obsesionan con él y comienzan a fijarse en la pureza de su comida. La necesidad obsesivo-compulsiva de sentirse en control a menudo se manifiesta como un trastorno alimentario.

Los signos y síntomas de ortorexia nerviosa incluyen:

- pensamientos agresivos hacia los demás o sobre los alimentos que los rodean;

- ansiedad que rodea la comida;

- fijación en la calidad de los alimentos;

- comportamiento de autocastigo sobre las elecciones de alimentos;

- autoestima, superioridad y validación de las elecciones de alimentos y la restricción;

- creación de identidad a través del control de los alimentos;

- rigidez en las creencias que rodean la "bondad" o "maldad" de las elecciones de alimentos polarizando juicios sobre otros que no se adhieren a la misma dieta.

Lightspring / Shutterstock.com

Quizá te interese: Una guía rápida sobre el trastorno de ansiedad generalizada: es posible controlarlo

Consecuencias:

  • Problemas médicos: desnutrición, pérdida de peso severa u otras complicaciones médicas.
  • Interrupción del estilo de vida: angustia personal o funcionamiento social o académico difícil debido a creencias o comportamientos relacionados con la alimentación saludable.
  • Dependencia emocional: la imagen corporal, la autoestima, la identidad o la satisfacción dependen excesivamente del cumplimiento de las reglas dietéticas autoimpuestas.

¿Cómo se diagnostica?

Considera las siguientes preguntas. Cuantas más preguntas respondas "sí", es más probable que sufras de ortorexia.

1. ¿Te has puesto en un pedestal nutricional y te preguntas cómo otros pueden comer los alimentos que comen?

2. ¿Te identificas tan fuertemente con tu dieta que no te asociarías con otras personas que no comen como tú?

3. ¿Sientes culpa por desviarte de tu dieta?

4. ¿Te castigas por desviarte de tu dieta?

5. ¿Te odias a ti mismo cuando te alejas de tu dieta?

6. ¿Prosperas en desafíos de 30 días?

7. ¿Tienes problemas para estar con personas que comen de manera diferente a como lo haces tú?

8. ¿Comes compulsivamente, especialmente comida "chatarra" y, rápido, haces ejercicio o te vuelves más estricto con tu dieta después?

9. ¿Evitas alimentos que nunca te han causado daño físico?

10. ¿Limitas los alimentos hasta el punto de que te hacen sentir físicamente enfermo?

Africa Studio / Shutterstock.com

¿Cómo se trata?

Una vez que se ha reconocido el problema, se debe buscar ayuda de un equipo multidisciplinario que incluya a un médico, un psicólogo y un dietista. Comúnmente, los tratamientos incluyen prevención de exposición y respuesta, modificación del comportamiento, reestructuración cognitiva y diversas formas de entrenamiento de relajación.

Si bien tener en cuenta los alimentos que consumimos y conocer cómo afectan la salud generalmente se considera algo bueno, para algunas personas hay una delgada línea entre una alimentación saludable y un trastorno alimentario y, es en ese punto, que se deben consultar a los especialistas en la materia.

Fuentes: Health Line, Medium

Quizá te interese: Síntomas de trastorno por estrés postraumático en niños y adolescentes

Quizá te interese: 3 Signos del trastorno de déficit de atención e hiperactividad que pueden afectar la vida de un niño


Es importante aclarar que toda la información contenida en Fabiosa Español tiene un fin informativo exclusivamente, y que en ningún momento debe ser considerada como asesoramiento, diagnóstico o tratamiento médico profesional. Nunca deje de buscar asesoramiento médico, no ignore el consejo médico, ni demore en buscar asistencia médica por algo que haya leído en este Sitio.