El sudor en exceso no es exclusivo de hombres, estos 4 métodos ayudarán a las mujeres a combatirla

Familia y niños

October 3, 2017 20:39 By Fabiosa

La sudoración es un proceso esencial que permite que el cuerpo humano se mantenga fresco. El sistema nervioso autónomo controla dicho mecanismo; sin embargo, cuando ocurren crisis de sudoración excesiva, también conocida como “hiperhidrosis”, los expertos afirman que ésta no está vinculada a problemas del organismo.

Quizá te interese: No es sushi para el cabello, se trata de un poderoso tratamiento de hidratación capilar: la algaterapia

Andrey_ Popov / Shutterstock.com

La hiperhidrosis está relacionada con situaciones de estrés, miedo o vergüenza que provocan que exista un exceso de estímulo nervioso sobre las glándulas sudoríparas o una respuesta exagerada de las glándulas frente a un estímulo nervioso.

only_kim / Shutterstock.com

Las personas que sufren de esta condición suelen tener complejos debido a la vergüenza ocasionada por las manchas que continuamente aparecen en sus vestimentas, por la humedad de sus manos o el mal olor de sus pies que se originan por la sudoración excesiva.

Ahora bien, para los casos en los que la hiperhidrosis afecta la vida cotidiana de las personas, existen los siguientes tratamientos:

1. Toxina botulínica tipo A

Novikov Alex / Shutterstock.com

La toxina botulínica, mejor conocida como botox, es el mejor tratamiento para aquellos que sufren de hiperhidrosis, puesto que su inyección en las zonas de sudoración bloquean uno de los neurotransmisores de este mecanismo del cuerpo. Esta solución sólo dura 6 meses, pero durante ese tiempo el exceso de sudoración estará controlado.

Te recomendamos: Arteriopatía periférica en las piernas: Causas, síntomas, diagnosis y tratamiento

2. Sustancias antitranspirantes

Tinatin / Shutterstock.com

El tratamiento tópico con lociones alcohólicas de cristales de aluminio se aplica de dos a tres veces por semana. En algunos casos, provoca irritación y dermatitis locales en las partes del cuerpo en donde se aplica. Las lociones tapan los poros y así impiden la transpiración.

3. Iontoforesis

alysun / Shutterstock.com

La iontoforesis es un tratamiento que no se recomienda demasiado pues no es 100% efectivo; sin embargo, en los casos en los que sí lo es, controla el exceso de sudoración durante 6 horas o unos cuantos días. La iontoforesis consiste en la aplicación de corrientes eléctricas suaves a la piel mediante un baño acuoso.

Échale un vistazo a: ¿Qué es la candidiasis vaginal? Estas son las causas, síntomas y tratamiento

4. Cirugía

s4svisuals / Shutterstock.com

Este tratamiento quirúrgico lo realizan cirujanos expertos que, por medio de laparoscopia, interrumpen los nervios y nódulos nerviosos que transmiten la orden de sudoración a las glándulas sudoríparas. Sin embargo, esta solución provoca (en algunos casos) hiperhidrosis en otras áreas del cuerpo (espalda y piernas).

Lo realmente importante es que los pacientes con hiperhidrosis asistan al médico a la brevedad posible para que el especialista les recomiende el tratamiento que mejor se adapte a su organismo y a su condición.

¿Esta información fue valiosa para ti? ¡Entonces no dejes de comentar y de compartirla con familiares y amigos!

Es importante aclarar que toda la información contenida en Fabiosa Español tiene un fin informativo exclusivamente, y que en ningún momento debe ser considerada como asesoramiento, diagnóstico o tratamiento médico profesional. Nunca deje de buscar asesoramiento médico, no ignore el consejo médico, ni demore en buscar asistencia médica por algo que haya leído en este Sitio.

Fuente: Yo Amo los Zapatos