Unos extraños se acercaron a sus hijos, pero una importante enseñanza los salvó de posible secuestro

Noticias

October 13, 2017 04:07 By Fabiosa

Una madre decidió compartir su experiencia después de que sus dos hijos pequeños explicaran un incidente aterrador que comprometió su seguridad. Afortunadamente, recordaron dos palabras que los sacaron de peligro. Jodie Norton explicó en su blog, que estaba en la ducha por la mañana, cuando sintió un dolor insoportable y punzante en su abdomen, dejándola doblada, mareada y con náuseas.

De alguna manera se las arregló para vestirse y se dirigió al hospital local, dejando a sus dos hijos mayores, de 10 y 8 años fuera de un banco para que pudieran esperar a que un vecino los recogiera y los llevara a la escuela, como de costumbre. No fue hasta más tarde cuando se enteró que el vecino venía de lejos y le tomó 40 minutos llegar al lugar.

Durante ese tiempo, sus dos hijos habían sido abordados por tres extraños, varias veces, y habían tratado de persuadirlos de ir con ellos al baño del hospital. Una mujer adulta y dos varones se acercaron y les preguntaron si ellos les ayudaban a ir al baño donde el novio de ella se escondía del médico y ver si podían convencerlo de salir y ser tratado.

La madre explicó cómo su hijo CJ, de 10 años respondió "no, gracias", aunque ellos continuaban diciendo que podría salvar sus vidas. Afortunadamente, CJ continuó diciéndoles con fuerza que no y finalmente se rindieron. Antes de que el vecino llegara a recoger a los chicos, vieron a un tercer hombre salir del baño del hospital, saltar en un coche con los otros extraños y alejarse.

Jodie dijo que no podía creerlo cuando sus hijos le estaban contando la historia, pero su ira se convirtió en gratitud cuando explicaron por qué no se habían ido con los extraños. Parece ser que hace tiempo ellos habían ido a casa de amigos, los cuales tenían una regla sobre indentificar a personas sospechosas y CJ la había escuchado.

El niño dijo que las persona engañosas se caracterizaban por pedir ayuda y un adulto desconocido jamás le pediría ayuda a un niño. Un programa anima a los padres a que dejen de decirle a los niños que no hablen con extraños, ya que es prácticamente imposible llevar eso a la práctica. El truco está en enseñarles con qué tipo de extraños no están a salvo.

Una de las cosas que el programa anima es a que los padres enseñen a los niños que solo las "personas engañosas" piden ayuda a los niños. Si un adulto necesitara ayuda, le preguntaría a otro adulto, no a un niño. Una "persona engañosa" puede ser incluso alguien más o menos conocido, como el cartero, o el vendedor de la tienda cercana. Por el momento, Jodie ha notificado a la policía del incidente y están revisando las cámaras afuera del hospital.

Fuente: Mirror

Quizá te interese: Una madre advierte sobre el peligro de llevar porta-bebés mientras cocinamos

Primero tuvo un accidente, después perdió la memoria… ¡y los doctores señalaron a los tampones!