NOTICIAS

Corrige la postura de tus hijos y un posible daño a su columna vertebral siguiendo estos consejos

Fecha 20 de julio de 2017

En este artículo revisaremos los métodos de fijación de la curvatura espinal. La mayoría de las veces se trata de casos cuando una persona tiene el primer grado de escoliosis. Las deformaciones más severas deben ser tratadas por los médicos. La automedicación del segundo, tercer y cuarto grado de escoliosis puede llevar a consecuencias irreversibles y terribles.

El nivel de deformación se puede identificar con la ayuda de una radiografía. Sin embargo, usted puede determinar si tiene un problema y necesita ir al médico.

Para hacerlo, por favor deje que su hijo se quede de espaldas a usted. Luego, haga lo siguiente:

- Preste atención a los hombros, especialmente si uno de ellos es más alto.

- Dibuja una línea debajo de las omóplatos. Si la línea no es recta, significa que hay un problema.

- Preste atención a la cintura. La línea de la cintura no debe ser más corta en un lado que en el otro.

- Mire las nalgas. También deben estar en el mismo nivel.

- Eche un vistazo a la columna vertebral. Hay un problema si se parece a la letra C o S.

Ahora, deje que su hijo esté de pie frente a usted. Preste atención a los pezones. Deben ubicarse en una línea recta

Si la columna vertebral está en forma de letra C, significa que probablemente tenga el primer o segundo grado de escoliosis. La letra S significa el tercer o cuarto nivel de deformación.

Revisaremos las formas de prevenir la escoliosis. Vale la pena mencionar que el primer grado de escoliosis no es todavía un veredicto.

Al principio, consideremos el aspecto psicológico. Los padres deben comunicarse con sus hijos y explicar lo importante que es tener la postura adecuada. Puedes mostrarles cómo se verán si no andan recto. Por ejemplo, utilice un espejo para mostrar la diferencia. Además, puede mostrar imágenes de Internet de personas que sufren de deformaciones severas. O bien, puede mostrar fotos de celebridades y personajes favoritos de los niños, cuidando su postura. Este método funciona muy bien, especialmente con los adolescentes.

También, usted puede pedir que su niño se recargue con su espalda en la pared. No debe cambiar de posición, dar dos pasos adelante, y permanecer así durante 2 minutos. Se puede repetir 3–4 veces al día.

Pero, ¿qué pasa si un niño no está escuchando a sus padres? En este caso, usted puede llevarlo a clases especiales, donde los músculos de la columna se fortalecerán. Deportes como natación, baile de salón, yoga, patinaje artístico, esquí, voleibol, baloncesto son muy eficaces. Trate de hacer gimnasia con su hijo todas las mañanas. No dude en instalar una barra horizontal en su casa, para que el niño pueda usarla para estirar la columna vertebral y aliviar la tensión de la columna vertebral.

No olvide hacer algunos ejercicios sencillos:

- Acuéstese con su vientre en el suelo. Luego, levante los brazos y las piernas simultáneamente y manténgalos así durante 10 segundos. Repítalo cinco veces por la mañana y por la noche.

- Mantente en la misma posición. Eleve los hombros y la cabeza y manténgalos presionados durante 15 segundos, luego repítalo cinco veces.

- Arrastrarse por el suelo empujando el cuerpo y las piernas durante 10 segundos. También, repítalo por lo menos cinco veces.

- Las sentadillas regulares pueden ayudar a apoyar el armazón muscular de la columna vertebral. Haga diez sentadillas por minuto, luego repita 3–4 veces.

En caso de que haya sido diagnosticado por un médico con una postura escoliótica o escoliosis de primer grado, es necesario encontrar un buen masajista. Un buen masaje refuerza los músculos de la columna vertebral y mejora la salud en general.