Siempre ambiciosa: Según autor, Meghan terminó con su novio porque buscaba alguien “más popular”

Realeza

September 11, 2019 19:03 By Fabiosa

Meghan Markle definitivamente nació para ser una estrella. Desde muy temprana edad incursionó en la actuación, por eso, cuando llegó a la adolescencia sabía exactamente qué carrera deseaba tener.

Como sea, veamos lo hermosa que fue Meghan de bebé. ¿Sigue siendo el niño del equipo?

De hecho, hay quienes piensan que, durante su adolescencia, la ahora duquesa tenía un gran parecido con la fallecida cantante, Selena Quintanilla.

Una verdadera reina.

Sin embargo, las grandes ambiciones de Meghan no siempre le trajeron triunfos y alegrías. De hecho, en una ocasión fueron las culpables de arruinar su relación con uno de los hombres más deseados de la universidad.

Steve Lepore, era un exitoso jugador de baloncesto en la Universidad Northwestern, donde también estudiaba Meghan. Era alto, guapo y popular, por eso cuando iniciaron su relación contribuyó a que ella mejorara su imagen entre sus compañeras.

Meghan Markle se relajó con un viejo novio antes del príncipe Harry.

Al respecto, el autor real Andrew Morton, explicó en su libro Meghan: A Hollywood Princess:

Su vínculo con Lepore elevó su valor con sus compañeras de hermandad Kappa Kappa Gamma, quienes quedaron impresionadas de que ella hubiera atrapado a tal bombón.

Pero el romance no estaba destinado a durar. Lepore fue transferido a otra universidad para tener la oportunidad de convertirse en jugador profesional y no pudo continuar con Meghan, ya que ella tenía planes muy ambiciosos y buscaba a una pareja que fuera popular en su “nueva vida” como actriz.

No sabemos si Steve volvió a pensar en Meghan, especialmente cuando se enteró de su matrimonio con el príncipe Harry. Sin embargo, sabemos que su ex esposo no pudo sacarla de su mente, incluso en su despedida de soltero.

Se dice que cuando Trevor Engelson, el primer esposo de Meghan, se preparaba para su segunda boda, uno de sus amigos decidió brindar por “la duquesa ganada, la duquesa perdida”, con lo que quedó claro que ella sigue presente en su cabeza. Solo esperamos que después de su boda pueda olvidarla y tenga la posibilidad de reconstruir felizmente su vida.