NOTICIAS

La ciudadanía americana de Meghan se convertirá en un serio problema fiscal cuando su bebé nazca

Date April 17, 2019 18:22

Nuestra querida duquesa de Sussex está muy cerca de dar a luz a su primer bebé. Los futuros padres, Harry y Meghan, se están preparando para finalmente dar la bienvenida a su hijo. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Meghan Markle 🔵 (@meghanmarkle_official) on

 

 

Se cree que el nacimiento será a finales de abril o principios de mayo, fecha en la que el mundo finalmente dejará de discutir si es una niña o un niño, gemelos, o incluso un embarazo falso.

Un problema fiscal:

El bebé aún no ha nacido, pero ya podría estar en problemas. Max Foster de CNN sostiene que Meghan Markle y el príncipe Harry enfrentan problemas más serios que comprar pañales o decorar su casa de campo de Frogmore.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Meghan Markle 🔵 (@meghanmarkle_official) on

 

 

 

Meghan y el bebé son ciudadanos de los Estados Unidos, por lo tanto, el niño se enfrentará a un dilema tributario, ya que el duque y la duquesa deberán pagar los impuestos americanos.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Meghan Markle 🔵 (@meghanmarkle_official) on

 

 

 

Estados Unidos tiene un sistema impositivo especial basado en la ciudadanía, lo que implica que Meghan Markle está sujeta a pagar los impuestos sobre la renta debido a su ciudadanía.

En pocas palabras, los inspectores de impuestos de los Estados Unidos podrían analizar la riqueza de Harry, Meghan y el bebé, y cobrarles una millonada en impuestos.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Meghan Markle 🔵 (@meghanmarkle_official) on

 

 

 

Dado que el bebé Sussex será el primer angloamericano en la monarquía británica y tendrá doble ciudadanía, ningún miembro de la familia real enfrentó tales complicaciones antes.

¿No habrá paz para Meghan?

Mientras que los fanáticos de la realeza esperan pacientemente al bebé Sussex, Lady Colin Campbell criticó duramente a Meghan por destruir a su propia familia en los Estados Unidos y por ser "una persona narcisista".

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Meghan Markle 🔵 (@meghanmarkle_official) on

 

 

 

La historia de Meghan demuestra que el dinero (o un título nobiliario) no pueden comprar la felicidad. Lamentablemente, no todo depende de de estas cosas.

Aún así, Meghan Markle es una mujer adulta y tener a su esposo Harry con ella le da poder, paciencia y esperanza para un futuro mejor y más tranquilo. ¡Esperemos que lo tengan pronto!