ESTILO DE VIDA Y TENDENCIAS

Pareja interracial de más de 90 años, quiso casarse, pero la oposición de familiares llevó hasta la justicia

Date August 24, 2019 03:04

La historia de Edith y Eddie no es algo que sucedió a principios del siglo XX. Sucedió recientemente, en 2014, y ha saido a la luz un documental que fue nominado para un Oscar; inicialmente la idea solo era una fotografía, pero la batalla legal que surgió tras su intento de matrimonio, se convirtió en un completo drama.

La historia de Edith, 96 y Eddie, 95, fue tan convincente que Laura Checkoway, una periodista convertida en cineasta, tuvo que convertirla en un documental de 29 minutos titulado Edith + Eddie, que se lanzó en 2017.

Para Laura, comenzó con un simple retrato de dos adultos mayores que celebraron su amor al casarse como nonagenarios.

Con lo que no contaba era que cuando bajara a verlos, sería testigo del triste giro que tomaría la historia.

"Pensé que sería un retrato corto dulce y tierno, y de inmediato, me di cuenta de que había más en la historia y que estaban luchando por permanecer juntos. Poco sabíamos cuán dramáticamente se desarrollarían las cosas", dijo a ABC.

Con el apoyo de la cantante Cher, Laura trabajó para llevar esta historia a primer plano para aclarar la difícil situación de la mayoría de las personas mayores en el país.

El documental ganó varios premios, y fue nominado para el 'Mejor Documental' en los Premios de la Asociación Internacional de Documentales y fue nominado en los Oscar.

Casi todos los quieren separados.

Edith y Eddie se habían conocido de la manera más romántica posible, mientras esperaban en la fila para los boletos de lotería, diez años antes de su matrimonio. De inmediato se enamoraron.

Lamentablemente, Edith había sido diagnosticada con demencia leve antes, por lo que decidieron casarse cuanto antes, sin embargo hubo mucha oposición para ellos por parte de algunos familiares,el pretexto fue que ella no era capaz de tomar ese tipo de decisión.

Sin embargo, Rebecca Wright, una de las hijas de Edith, facilitó su boda en una iglesia.

Esto condujo a una batalla en la que el tribunal designó un tutor legal sobre Edith, que administraría sus asuntos y bienes.

El guardián nunca había conocido a Edith, pero tenía el poder de tomar decisiones sobre su vida. ¿Cómo podría?

El tribunal también emitió una orden para que Edith se mudara de Nueva York a Florida, para quedarse con su otra hija, Patricia, que también estaba en contra del matrimonio.

¿Pero por qué algunos parientes estaban tan empeñados en mantenerlos separados?

Además del tema de la demencia, algunos de sus hijos estaban preocupados de que pudiera haber complicaciones con respecto a la herencia si se casaba con Eddie.

Sin embargo, Rebecca está poniendo convencida de que su madre merecía estar con quien quiere estar, y ponerla en una casa estaba fuera de discusión.

"Ella le ayuda a cuidarse (a Eddie) , y él le ayuda a cuidarse (A Edith). Ella nunca ha estado más feliz".

Los tortolitos tampoco están retrocediendo. Han tomado la decisión de aprovechar al máximo los días que tienen juntos y no preocuparse por el resultado legal.

Cher intervino.

Cuando este desafortunado giro de los acontecimientos se desarrolló, Cher, que se había interesado en la historia de la pareja, intervino.

La mujer de 72 años admitió que la historia tocó un acorde personal y que tuvo que ayudarlos a renovar su casa y a contratar a un abogado.

Ella notó:

"No fueron tratados como personas. No fueron tratados con el respeto que exige la edad".

Nadie debe ser privado de amor, independientemente de su edad. ¿Qué piensas de esta historia? ¿El tribunal y su familia tenían derecho a entrometerse tanto como ellos?