ESTILO DE VIDA Y TENDENCIAS

Unieron lazos con 89 y 91 años: ella no se quiso casar hasta no conocer a su amor verdadero

Date August 22, 2019 01:17

No todos los días oyes hablar de una historia de amor entre dos "jovencitos" de más de 80 años de edad; pero, resulta que Lora, de 89 años, y Melvin, de 91, se casaron en una encantadora ceremonia que se llevó a cabo en una comunidad de jubilados de Dallas, Estados Unidos.

No obstante, algunos creen que un matrimonio a tal edad puede no tener mucho sentido; pero la verdad es que eso no es cierto: tales matrimonios podrían ser muy beneficiosos para ambas partes.

Unieron lazos con 89 y 91 años: ella no se quiso casar hasta no conocer a su amor verdaderoLakewood - East Dallas Advocate / YouTube

El amor, una de las emociones humanas más fuerte, es siempre una gran razón para casarse; el amor no conoce edad, además.

Una vida llena de amor para una pareja como la de la historia es tan buena como a los 25 años; con amor y compañía constante a través del matrimonio, la felicidad de un anciano no conoce límites, y esto es muy bueno para su salud.

Además del amor, hay otras razones para casarse a una edad avanzada; por ejemplo, es muy probable que se reduzca el costo de vida a través de la cohabitación.

Unieron lazos con 89 y 91 años: ella no se quiso casar hasta no conocer a su amor verdaderoLakewood - East Dallas Advocate / YouTube

Por otro lado, hay beneficios en temas de impuestos y pensiones que solo son dispuestos para las parejas casadas: Lora y Melvin tendrán, en definitiva, la oportunidad de vivir mejor estando juntos ahora como marido y mujer.

Unieron lazos con 89 y 91 años: ella no se quiso casar hasta no conocer a su amor verdaderoLakewood - East Dallas Advocate / YouTube

Lora y Melvin.

Lora, que por múltiples razones no había estado casada antes, no dejó que su edad la desanimara a la hora de decir sus votos; este era su momento, había encontrado al amor de su vida después de tantos años.

En un video de YouTube, Lora expresó su amor por su pareja de 91 años, explicó lo increíble que era Melvin y afirmó que era excelente besando.

Su ceremonia en la casa de retiro fue encantadora ya que contó con la asistencia de muchos de sus compañeros ancianos y de varios miembros de sus familias.

Unieron lazos con 89 y 91 años: ella no se quiso casar hasta no conocer a su amor verdaderoLakewood - East Dallas Advocate / YouTube

Tú eres mi mejor amigo, Melvin, mi verdadero amor; por lo tanto, desde este momento, te atesoraré como mi esposo.

Esas fueron las palabras que pronunció Lora mientras deslizaba el anillo por el dedo de su compañero.

¡Qué bella experiencia!

Algunos inconvenientes.

Como en todos los matrimonios, seguro que este también tendrá sus problemas:

  • Podría surgir una brecha en la comunicación pues ambas partes ya vivieron la mayor parte de su vida.
  • En consecuencia de lo anterior, podrían surgir desacuerdos entre ellos.
  • El deseo de tener relaciones sexuales en las personas mayores sigue siendo fuerte, aunque la capacidad para desempeñarse físicamente se reduce en gran medida.
  • No olvidemos, además, los problemas de salud que surgen a esta edad.

Más allá de estas pocas desventajas, el matrimonio a una edad avanzada sigue siendo algo hermoso y una posibilidad para compartir estos dulces años junto a otra persona: Lora y Melvin son un testimonio de ello, ¿acaso no es linda su historia?