Harta de ser obesa, logró perder 90 kilos antes de que su "bebé arco iris" iluminara su vida

Estilo de vida y salud

June 10, 2019 18:12 By Fabiosa

Tanto en los Estados Unidos como en el Reino Unido la obesidad está en aumento. Y las preocupaciones sobre la salud de los bebés nacidos de madres pasadas de peso también se hace sentir. Pues, en 2011, el Royal College Of Obstetrician and Gynecologists (RCOG),  recomendó a las mujeres obesas que procuren bajar un poco de peso antes de dar a luz. 

Por lo general, las mujeres obesas están más propensas a tener un parto complicado, y pueden requerir de cesáreas en comparación con otras mujeres de peso más ligero. Además del riesgo de diabetes, exceso de peso constante y hasta abortos involuntarios. 

Eden San Boeuf se deshizo de todo.

En 2015, una chica de 25 años, Eden San Boeuf, se encontró de frente con la realidad. Era extremadamente gorda y su peso comenzaba a afectar su salud. Obstinada del dolor en las articulaciones por su condición física, un buen día decidió cambiar su estilo de vida para siempre. 

Comenzó a usar una aplicación que le permite contar la cantidad de caloría que ingiere MyFitnessPal, para así controlar la nutrición diaria. Y el resultado fue fenomenal. Eden se dio cuenta que durante años estaba azotando su cuerpo. El sobrepeso solo fue un mal momento. 

Tiempo después, incorporó la rutina de ejercicios y comenzó a perder peso bastante rápido. Además, comenzó a comer saludable y eliminó la comida chatarra de su hábito alimenticio. 

Pasados 10 meses, Eden perdió 61 kilos, quedando en 77. Después, recibió la maravillosa noticia de que iba a tener un bebé con su esposo Wyatt. Allí fue donde más que nunca puso empeño en perder más peso por el bienestar de la criatura. 

Por mala suerte, Eden perdió a su bebé el 27 de enero del 2016, por causa de la anencefalia, una condición en la que el cráneo del bebé no se forma en su totalidad. Sin embargo, Eden luchó contra la depresión y la tentación de volver a ganar más peso. 

En mayo del 2016, ella quedó embarazada nuevamente y el 3 de febrero del 2017 dio a luz un hermoso bebé arcoíris (se refiere al hijo que nace en el seno de una familia después de haber perdido uno anterior), a quien llamó Joseph William. 

El trabajo duro vale la pena. 

Eden pasó de 138 kilos a 73, con ejercicios y buenos hábitos alimenticios. Ahora, se encarga de incentivar a las mujeres que luchan contra la obesidad. 

...deja a un lado todas las excusas y ponte a trabajar duro. Te aseguro que valdrá la pena. Jamás me arrepiento de lo lejos que he llegado. ¡Estoy feliz y orgullosa por la vida que ahora llevo y quiero compartir con todos mis emociones!

¡Felicidades por tu logro Eden! 

No olvides compartir con tus amigas y colegas esta historia tan inspiradora.