10 Ejercicios suaves para mantener la movilidad y aliviar el dolor de la artritis

Vivir la vida siempre adolorido, no es normal ni agradable. La artritis suele causar dolores fuertes y constantes, que afectan la movilidad y el bienestar general. La osteartritis, además, es causada por el daño mecánico de las articulaciones, generalmente por la edad, enfermedades y lesiones. Los principales síntomas de los distintos tipos de artritis, son: dolor en las articulaciones, dificultad para moverse y rigidez en las mañanas. El ejercicio es crucial y tiene muchos beneficios:

  • Mantiene el cuerpo tonificado.
  • Fortalece los huesos.
  • Mejora el sueño.
  • Incrementa la movilidad y da energía.
  • Alivia el dolor.

Así que si sufres de algún tipo de artritis, encontrarás que ejercicios como el pilates son la opción perfecta. Es de bajo impacto, es fácil, variado y ayuda a los huesos y articulaciones. Estos son 10 ejercicios que toda persona con artritis debería practicar:

1. En posición de gatear, apoyada en rodillas y manos, se levanta la pierna, doblando apenas la rodilla. Se debe repetir este movimiento varias veces.

Maridav / Shutterstock.com

2. Sobre la espalda, se levanta una pierna, se baja y luego la otra. Se debe levantar hasta sentir cierta tensión muscular.

Undrey / Shutterstock.com

3. De nuevo, sobre la espalda, con las manos detrás de la cabeza se levanta la mitad superior del cuerpo, flexionando los abdominales y con las piernas se hace un movimiento de bicicleta.

Richard M Lee / Shutterstock.com

4. De pie, se levanta la pierna doblando la rodilla, intentando tocar con esta el pecho. Se alterna entre pierna y pierna.

Artsplav / Shutterstock.com

Quizá te interese: Salud para principiantes: Tips para mejorar la dieta y 4 ejercicios para tonificar piernas y abdominales

5. En posición de gateo, se intenta tocar la barbilla con la rodilla, arqueando la espalda. Se alterna de pierna luego de volver a la posición inicial.

fizkes / Shutterstock.com

6. De pie, se toca un pie con la mano del brazo opuesto y se levanta el otro, flexionando el torso. Se va alternando de forma enérgica, moviendo los brazos para favorecer la rotación del torso.

Jacob Lund / Shutterstock.com

7. Acostada de lado, se dobla la rodilla y se intenta levantar la pierna lo más alto que se pueda. Luego de varias repeticiones, se cambia de lado.

aaltair / Shutterstock.com

8. De nuevo en posición de gateo, se estira el brazo derecho y la pierna izquierda y se mantienen estirados por al menos 7 segundos, luego se alterna y se repite.

fizkes / Shutterstock.com

9. Acostada boca abajo, se sube un brazo y una pierna, de lados opuestos. Se mantiene la posición por 7 segundos y se va alternando.

Visionsi / Shutterstock.com

10. Se pasa un brazo por detrás de la cabeza y con el otro, se hace presión hacia abajo a la altura del codo. Hay que sentir la tensión en el bíceps. Luego, se alterna.

Dragon Images / Shutterstock.com

El ejercicio regular mantiene la flexibilidad y reduce el dolor. Sin embargo, es importante hacer estos movimientos con calma y sin presión, "escuchando" siempre al cuerpo e ir incrementando el rango de movimientos y la intensidad de forma progresiva. Vivir con dolor, no es normal, por lo que ejercitarse es el primer paso para aumentar la calidad de vida. ¡Comienza hoy!

Quizá te interese: Los 5 ejercicios ideales para quemar la grasa debajo de los brazos y alrededor de los senos


Este artículo tiene fines informativos únicamente. Antes de utilizar la información proporcionada anteriormente, consulte a un especialista certificado. El uso de la información descrita anteriormente puede ser perjudicial para la salud. El consejo editorial no garantiza ningún resultado y no asume ninguna responsabilidad por los daños u otras consecuencias derivadas del uso de la información proporcionada con anterioridad.