PSICOLOGÍA

Al principio, quiso dar en adopción a sus gemelos con Down: reflexionó y se los quedó pese al miedo

Date August 14, 2019 00:53

El síndrome de Down es uno de los trastornos genéticos más comunes, ocurre en aproximadamente uno de cada 1.000 bebés que nacen; por ello, cada año miles de padres se convierten en padres de bebés con síndrome de Down, pero recibir tales noticias puede ser devastador para algunos.

Esta inspiradora historia a continuación demuestra que el amor puede conquistarlo todo.

Gemelos con síndrome de Down.

Cuando Julie McConnel, una madre de 45 años de edad, se enteró de que tendría gemelos y que sus dos hijos tendrían síndrome de Down, esto le rompió el corazón; de hecho, la mujer admitió que pensó en darlos en adopción.

Julie quiso ser completamente honesta cuando compartió su experiencia: se necesitaba mucho valor para que una madre confesara algo así.

Julie conocía los riesgos cuando ella y su esposo, Dan, decidieron tener otro bebé: la pareja ya tenía 4 hijos, pero eso no era suficiente para ellos.

Sorprendentemente, Julie estaba embarazada de gemelos; pero varias semanas después, las pruebas mostraron que ambos niños tenían síndrome de Down.

Julie le dijo a InsideEdition:

Fue un día terrible y los meses siguientes fueron los más estresantes y agonizantes de nuestras vidas.

La familia lo pasó mal, no podían imaginar lo que sería tener gemelos con necesidades especiales y cómo criarlos. No obstante, la pareja decidió buscar familias que tuvieran hijos con el mismo síndrome y conocerlas.

Julie recuerda su experiencia diciendo:

Fue difícil para mí oírlo cuando estaba embarazada, pero luego descubrí que era exactamente lo que me estaban diciendo: ¡qué no debía tener miedo!

La pareja empezó a investigar más sobre el síndrome de Down y eso los ayudó muchísimo.

En el tercer trimestre, luego del parto, Julie no podía imaginar su vida sin sus hijos: cuando vio a Charlie y a Milo por primera vez, quedó locamente enamorada de ellos:

Sentía que mi corazón se me salía del pecho cuando los vi.

¡Los gemelos están creciendo!

Charlie y Milo son criados con amor por su familia, sus padres dicen que ellos son muy "divertidos y tiernos".

Por otro lado, la pareja cuenta con todo el apoyo de los hermanos mayores que han aprendido a querer a los gemelos.

Todo el mundo es amable con Charlie y Milo, pero Julie se preocupa de si serán aceptados cuando sean adultos:

Mi mayor temor es que sean maltratados, ridiculizados o rechazados.

Dan y Julie tenían muchos temores y dudas al principio, pero ahora se sienten bendecidos de tener a sus hijos; ellos compartieron su historia para ayudar a otros padres cuyos hijos han sido diagnosticados con síndrome de Down.

¿Linda historia?