ENTRETENIMIENTO

La estrella de Dirty Dancing, Jennifer Grey, habló sobre el terrible accidente que la hizo retirarse

Date August 7, 2019 03:23

Desde su mero inicio, Dirty Dancing era una película de bajo presupuesto sin un director superestrella o un cast reconocido mundialmente. Como sea, cuando la película llegó a la pantalla grande en 1987, los productores y actores entendieron que habían alcanzado algo que era casi imposible.

Para el final de de la década de los 80, todos conocían la apasionada historia de amor ilustrada en Dirty dancing.

La relación de un apuesto profesor de baile, Johny Castle y Frances Houseman, aka Baby, tomó al mundo por sorpresa y la película de bajo presupuesto se convirtió en la innovación de la década.

Sin embargo nadie esperaba que la estrella más importante de esta historia de amor de ensueño, desaparecería del primer plano tan rápido a como había aparecido.

Jennifer Grey estuvo viviendo en las sombras, increiblemente, por largo tiempo. En su entrevista con la revista People, ella admitió que esto pasó a causa de un trágico accidente que cambió su vida de forma irreversible.

Poco antes de que la película golpeara la pantalla grande, Jenny y su novio, Matthew Broderick, decidieron ir de vacaciones a Irlanda. Ellos no sabían que esta inocente idea, terminaría en un terrible accidente automovilístico.

Matthew cruzó al lado equivocado del camino, y mató de forma instantánea a una madre con su hija que estaban en otro automóvil. Matthew sufrió un colapso pulmonar, una concusión, costillas y una pierna fracturadas, por lo cual tuvo que pasar 4 semanas en el hospital.

Getty Images / Ideal Image

Matthew fue acusado por conducción temeraria, la cual fue reducida, eventualmente, a conducción descuidada. Jennifer sufrió solamente lesiones menores, pero sus cicatrices mentales eran enormes.

El impacto fue emocional y física. Mi cuerpo nunca volvió a ser el mismo, mi cabeza nunca fue la misma, mi ambición nunca fue la misma.

El estreno de la película fue varios días después, pero a pesar del impactante éxito de la película, Jenifer no pudo encajar en la gloria ni disfrutarla.

Ella sabía que probablemente nunca se recuperaría del trauma que le trajo este trágico incidente. La actriz escapó de la primera plana y se retiró cuando solamente tenía 27 años de edad.

Tiempo después, Jennifer se sometió a una cirugía para su nariz, lo cual cambió su apariencia un poco. Desde entonces, fue díficil obtener papales importantes pues la gente no pudo reconocer a Baby de Dirty dancing.

En los años siguientes desde el trágico accidente, Grey apareció en diversos programas de TV. Afortunadamente, en 2010, ella finalmente forzó su camino de regreso a los medios de comunicación, al ganar el show Dancing with the stars y convirtiéndose en la favorita de los fans otra vez.

En 2018, Jennifer tomó otro paso hacia la primera plana que dejó. Se espera que aparezca en las comedias Red Oaks y Untogether.

Afortunadamente, luego de muchos años viviendo en las sombras, la actriz encontró su camino de nuevo. Estamos muy felices por ella.