Tras atravesar un largo camino hacia la autoaceptación, su condición ya no le impide que sea feliz

Inspiración

July 12, 2019 03:11 By Fabiosa

Una mujer que no se rinde ante las dificultades de la vida es una "Mujer con M mayúscula", tal como la de esta historia: una joven que quiere vivir mucho, ser hermosa y tener hijos pese a que padece de una enfermedad autoinmune tan rara como la esclerodermia.

Tras atravesar un largo camino hacia la autoaceptación, su condición ya no le impide que sea feliz

La esclerodermia provoca el endurecimiento de los tejidos blandos, causando hinchazón en las puntas de los dedos, cambiando el color de la piel y secando la carne.

Bajo la influencia de esta enfermedad, una persona se convierte poco a poco en una momia, incapaz de detener el proceso de involución en su salud.

Por otro lado, el desarrollo de la esclerodermia solo puede retrasarse, pero en algún momento una persona con esta afección requerirá de una silla de ruedas para poder desplazarse.

Tras atravesar un largo camino hacia la autoaceptación, su condición ya no le impide que sea felizNumstocker / Shutterstock.com

La linda joven Farah Khaleck, de Nairobi, pasó a ser una de las víctimas de esta extraña enfermedad.

Ella no nació padeciendo la enfermedad, sino que esta apareció y la golpeó durante varios años, robándole las extremidades de sus dedos, el cabello y los labios.

Todo comenzó con una fatiga crónica y con su incapacidad para caminar durante mucho tiempo; luego de eso, ella empezó a perder peso con rapidez hasta el punto de llegar a "marchitarse".

¡Échale un vistazo a su mirada alegre!

Habiendo enfrentado el rechazo, la agresión y la intolerancia fuera de su casa y en las redes sociales, Farah decidió que demostraría a todos cómo aprender a creer en sí misma, a pesar de los defectos externos.

Ella quería inspirar a las chicas de todo el mundo y enseñarles que deben amarse a sí mismas por encima de los problemas y las dificultades.

¡Cuando te mires en el espejo, recuerda que no hay nadie más como tú en el planeta!

Esta chica tiene una personalidad fuerte, por lo que se atreve a reflexionar, con una actitud de perdón, acerca de los comentarios llenos de odio en sus redes sociales; sin embargo, aún se pregunta cómo es posible que una persona exprese tanta negatividad respecto a alguien que no conoce, sobre el no sabe nada, del que desconoce hasta su situación y su posición actual.

Por otro lado, ela afirma que se siente realmente hermosa cuando lleva su hijab.

Los estantes de Farah están llenos de cosméticos; pues, a pesar de todos los inconvenientes, ella aprendió a maquillarse.

Sus alas con delineador de ojos son perfectas, sus sombras son únicas y asombrosas; parece que alguien le dijo una vez que ser bella no depende de las opiniones de los demás: así que ella se tomó esta lección muy en serio.

A menudo, Farah es entrevistada por las cadenas de televisión más grandes del mundo, pero también por chicas comunes y corrientes que le preguntan cómo pudo superar sus miedos y cómo aprendió a no odiarse a sí misma después de lo que la vida le dio.

La chica responde que atravesó un largo camino antes de poder aceptarse a sí misma y de convertirse en lo que hoy es.

Conoce más sobre su historia en este video:

"Solía asustarme cuando me veía al espejo"
Farah Khaleck padece una condición extraña e incurable que tensa y endurece su piel.

Ella reza siempre y lleva su hijab, se toma fotos con la gente en la calle, da discursos motivacionales a audiencias femeninas y difunde mensajes en Internet con los que afirman su amor por la vida a través del hashtag #inspirelife.

¡Su fuerza de voluntad, fe y resistencia son increíbles! Hoy en día, tiene casi 17 mil suscriptores en su Instagram, y no sería raro que al cifra siga aumentando: ¿qué te gustaría preguntarle a Farah si tuvieras la oportunidad de conocerla?