ESTILO DE VIDA Y TENDENCIAS

Puedes prevenir infecciones vaginales y malos olores evitando estas 5 cosas

Date March 8, 2018 11:02

Muchos hábitos mensuales o cotidianos son terribles errores que afectan la higiene y salud de las zonas íntimas, las infecciones son bastantes comunes pero las personas no suelen saber el porqué.

Desde el uso de algunos jabones, una mala selección en los tampones, el uso de algunas prendas íntimas pueden generar las condiciones para que bacterias y hongos proliferen.

Estos errores ocurren casi siempre por falta de conocimiento, pero aquí le informaremos de las fallas más comunes para que no las cometa:

1- No saber elegir la ropa interior

Muchas veces se opta por lencería con un sentido muy estético pero se olvida la practicidad. Las prendas íntimas deben transpirar y uno de los principales errores es no prestar atención al material y usar prendas sintéticas que pueden crear condiciones aptas para bacterias y hongos.

La ginecóloga Imelda Hernández de la Fundación Médicos de las Américas para la Salud Integral de la Mujer recomienda que sean prendas de algodón ya que mantienen el nivel de humedad adecuado para esta delicada zona. Desaconseja el uso del ‘hilo dental’ por riesgo a la contaminación, sólo se deben dejar para ocasiones en las que la ropa lo requiera.

2- Una limpieza escasa o el uso de jabones muy fuertes

Los genitales son una zona bastante sensible que requiere de cierto equilibrio, en cuanto al pH, los jabones muchas veces lo alteran. Lo normal sería un nivel entre 4 y 5, unos diferentes pueden afectar el equilibrio ácido-base de la zona.

Por ello se recomienda evitar aquellos geles, jabones y duchas con olores muy fuertes, y su uso no debe ser excesivo ya que puede crear un efecto inverso de exponer la zona a infecciones.

En caso que quiera volver a equilibrar el pH los geles con ácido láctico le serán de ayuda.

Quizá te interese: ¿Qué es la candidiasis vaginal? Estas son las causas, síntomas y tratamiento

3- Subestimar como la alimentación ayuda a la salud de las zonas íntimas

No suelen creer que hay una relación entre esto, pero una alimentación balanceada ayuda a todo el organismo. En casos específicos se puede variar la dieta para complementar ciertos tratamientos, por ejemplo si se reducen los dulces puede ayudar al tratamiento de infecciones de levadura porque este hongo utiliza el azúcar y otros carbohidratos del organismo.

4- Limpiarse continuamente con toallitas húmedas

Estas toallas deben quedar para casos de emergencia que no se puede tomar un baño normal. Recuerde que son perfumadas y contienen otros químicos que no son pensados para esta zona, además de alterar el pH pueden irritar.

5- No usar tampones, toallas, protectores diarios correctamente

Los tampones y toallas se deben cambiar regularmente porque pese a que el flujo puede ser ligero hay riesgo al Síndrome del Shock Tóxico si se dejan por más de 8 horas. Es más común con los tampones por su alto nivel de absorción, así que es recomendable buscar el menor grado posible según las necesidades.

Por otra parte, los protectores diarios irónicamente no se deben usar a diario al menos que se tenga constante flujo porque al ser una barrera se corta el paso de aire.

Otros errores suelen ser, al igual que estos, por desconocimiento, como la depilación completa, el uso de piercings, el exceso de duchas vaginales, entre muchas otras cosas que sin querer se hacen y pueden alterar el pH y provocar infecciones por hongos y bacterias.

Fuente: LaNación, Kp

Quizá te interese: 9 Consejos para evitar las terribles infecciones por hongos en las partes íntimas femeninas


Este artículo tiene fines informativos únicamente. Antes de utilizar la información proporcionada anteriormente, consulte a un especialista certificado. El uso de la información descrita anteriormente puede ser perjudicial para la salud. El consejo editorial no garantiza ningún resultado y no asume ninguna responsabilidad por los daños u otras consecuencias derivadas del uso de la información proporcionada con anterioridad.