NOTICIAS

Era un bebé cuando lo dejaron enterrado en un camino. 20 años después, conoció a su salvadora

Date May 24, 2018 17:19

En 1998, Azita Milanian estaba trotando con sus perros en Altadena, California, cuando uno de los animalitos la hizo detenerse a un lado del camino. Al principio, Azita pensó que Tango se había distraído con un animal, pero quedó atónita cuando descubrió que, en realidad, se trataba de un bebé.

Generalmente, Azita tomaba un camino completamente diferente para trotar y, además, lo hacía a uno hora distinta. Pero, ese día, decidió cambiar su rutina por primera vez en ocho años.

rsf / Shutterstock

Así fue como, increíblemente, Azita encontró al bebé. El recién nacido estaba envuelto en una cobija azul y medio enterrado en el camino. Solo los piecitos del infante sobresalían de la tumba poco profunda, así que Azita no dudó ni un segundo en arrodillarse y empezar a excavar con sus propias manos.

Wallenrock / Shutterstock

Quizá te interese: Las sorpresas de la vida: son hermanos biológicos, fueron a la misma universidad y no se conocían

En una entrevista que le hicieron en 1998, Azita dijo que, cuando sacó al bebé de la tierra, el pequeño sujetó su muñeca y dejó de llorar. El bebé aún tenía el cordón umbilical atado y lo único que Azita atinó a hacer fue sostenerlo y acurrucarlo.

Toscafashion / YouTube

Después de intentar comunicarse con el servicio de emergencias al 911 sin éxito, Azita le pidió ayuda a un motorizado, quien se dirigió a la estación de policía más cercana. Inmediatamente, llevaron al pequeño al hospital donde fue diagnosticado con hipotermia.

Toscafashion / YouTube

Afortunadamente, esta triste historia tiene un final feliz, ya que el recién nacido se recuperó, fue adoptado y creció sano y fuerte. De hecho, 20 años después, "Baby Christian", como le decían en el hospital, conoció a su ángel de la guarda en una emotiva reunión durante el programa On air with Ryan Seacrest.

Quizá te interese: Estas 15 fotografías muestran la inmensa alegría que sienten estos niños al ser adoptados

On Air With Ryan Seacrest / YouTube

"Te esperé por 20 años", le dijo Azita a Matthen Witaker, el bebé que rescató de una muerte segura aquel día en el camino, "eres exactamente como te había imaginado. Adiviné tu talla, todo. Gracias por entrar a mi vida", continuó. De hecho, Azita confesó que estuvo a punto de adoptar a Matthew ella misma, pero que se abstuvo por la seguridad de ambos. La historia estuvo regada en todos lados mientras las autoridades buscaban a la mamá biológica de Matthew, y Azita temía que, si se llevaba al pequeño a casa, podrían averiguar fácilmente su dirección.

Al final, Matthew fue adoptado y creció sin saber nada de su origen en South Bay, con las personas a las que considera sus verdaderos padres. Le gusta jugar vóleibol y estudia periodismo en la Universidad de Arizona. Para hacer esta historia aún más increíble, "Baby Christian" no se enteró de las circunstancias de su nacimiento sino hasta mucho tiempo después.

Cuando tenía 17 años, Matthew iba con su madrina en el carro cuando la mujer decidió contarle la historia. "Después de que me contó la historia, estaba asombrado, así que fui a casa y comencé a investigar. Le conté a todo el mundo porque me sentía demasiado genial sabiendo que sobreviví lo imposible", contó Matthew.

De hecho, a partir de las investigaciones de Matthew fue que surgió la posibilidad de la reunión con Azita. Matthew invitó a Azita a su graduación de la universidad y espera que sigan en contacto. Por su parte, las circunstancias en las que encontró a Matthew impactaron tanto a Azita, que dedica buena parte de su tiempo a ayudar a diferentes organizaciones que trabajan con niños de escasos recursos.

On Air With Ryan Seacrest / YouTube

Mira el emotivo y conmovedor video de la reunión entre Matthew y Azita:

Historias como estas nos demuestran que no todo lo que empieza mal termina mal.

Fuente: LA Times

Quizá te interese: Alguien escribió una carta para la "chica gordita en el gimnasio": Unos aplauden, otros critican