ESTILO DE VIDA Y TENDENCIAS

La desgarradora historia de Don Gelo, exchofer de AMLO que ahora sobrevive vendiendo flores

Date August 29, 2019 00:01

Antes de que Andrés Manuel López Obrador se convirtiera en el actual presidente de México, mantuvo a su lado a un fiel compañero que fungió como su asistente personal, chofer, gestor de logística y hasta organizador de eventos. Se trata de Don Gelo, un buen amigo tabasqueño que lo conoció desde el inicio de su carrera política.

La desgarradora historia de Don Gelo, exchofer de AMLO que ahora sobrevive vendiendo floresDitty_about_summer / Shutterstock.com

En entrevista para el Universal, don Gelo recordó como conoció a Andrés Manuel en sus inicios como dirigente del PRI y lo bien que congeniaron debido a que ambos tenían la vocación de ayudar a las personas. De ahí se mantuvo a su lado durante el largo camino hacia la presidencia, donde se tuvieron que despedir.

De chofer a vendedor de flores.

Don Gelo explicó que tuvo una crisis por la cual tuvo que abandonar las campañas y retirarse a trabajar a Quintana Roo, sin perder jamás el contacto de su amigo, López Obrador, por supuesto. Sin embargo, la vida da muchas vueltas y al regresar a la ciudad de Villahermosa, se encontró con que el único modo de sobrevivir era vendiendo flores en la calle.

De modo que aprovechó la oportunidad y se reunió con el presidente para buscar una oportunidad de trabajo que le permitiese desarrollar nuevamente en el mundo de la política.

Pasadas las elecciones tuve la oportunidad de ir a visitarlo a las oficinas provicionales que tenía ya como Presidente electo, en la colonia Roma de la CDMX. Le dije que lo había ido a ver con el fin de saber si habría alguna oportunidad de trabajo. No me dijo que no, me dijo que yo le diera chance.

A pesar de que han pasado nueve meses y don Gelo aún no obtiene una respuesta por parte del presidente, el hombre de 61 años no pierde la esperanza pues piensa que en la cuarta transformación habrá un lugar para él y las cosas que busca se le van a dar.

Un gesto de humildad del presidente.

No por nada don Gelo le tiene tanto cariño al presidente de México, ya que en muchas ocasiones, Andrés Manuel ha demostrado ser una persona muy humilde, como aquella vez que visitó un restaurante y terminó en la cocina ayudando al personal. Todos lo recibieron con abrazos y muchas muestras de afecto.

Esperamos que los sueños de don Gelo se hagan realidad y pueda continuar trabajando al lado del buen amigo que apoyó durante muchos años. Le deseamos mucho éxito y buena vibra en su camino.