Brote de tifus activa alerta sanitaria en Yucatán, México. Y estas son sus medidas de prevención

Las autoridades de Yucatán, México, han lanzado una alerta sanitaria tras evidenciar un aumento sustancial de tifus murino, una enfermedad que se propaga debido a la proliferación de piojos y pulgas. De hecho, este estado mexicano ocupa el segundo lugar a nivel nacional de incidencia de esta patología.

En tan sólo dos semanas, se han registrado tres casos clínicamente diagnosticados y, hasta el momento, siguen sin tomarse medidas previsivas para evitar la propagación de este problema ni para realizar una detección temprana y oportuna de esta ocurrencia. En este sentido, la falta de control de plagas desempeña un papel fundamental.

Elvira Koneva / Shutterstock.com

En lo que va de año, se han detectado 47 casos de tifus murino, una consecuencia de la infección por Rickettsia typhi, transmitida a los seres humanos a través de las pulgas, los piojos y las garrapatas. Los animales que pueden contener este tipo de insectos se encuentran mayoritariamente las ratas, los ratones y otros roedores salvajes.

MK photograp55 / Shutterstock.com

Entre las medidas caseras que se toman para erradicar este tipo de presencias en el hogar, se destacan el baño propio, el lavado de la ropa con agua hirviendo o incluso la evasión del uso de las prendas infestadas durante al menos cinco días, pues estos pequeños organismos se mueren al no poder alimentarse de sangre, y, fundamentalmente, el uso de insecticidas para evitar su aparición.

Quizá te interese: ¡Alerta! Un brote de salmonela en las sandías ya se ha extendido a 8 estados de los Estados Unidos

De igual modo, el contagio del tifus también se puede producir por medio de la ingesta de alimentos contaminados con la peligrosa bacteria Salmonella Tiphy. Entre los productos más comúnmente afectados se encuentran los quesos, los lácteos, los mariscos, las verduras, los huevos, además de diversas bebidas realizadas a partir de agua contaminada.

Sin embargo, una vez se ha contraído la enfermedad, es muy importante estar al tanto de cuáles son los síntomas por medio de los cuales se manifiesta, con la finalidad de poder realizar un diagnóstico a tiempo y, por, ende atacar la enfermedad de manera eficaz. En este sentido, la infectóloga María Pilar Gambra afirma:

La bacteria que la origina se desplaza por el organismo hasta llegar al torrente sanguíneo, pudiendo alojarse en diversas partes del cuerpo, lo que provocó distintos malestares.

Los síntomas de esta patología suelen variar levemente según el tipo de tifus; no obstante, algunos ya han sido detectados y con frecuencia coinciden en los tres tipos de tifus, por lo que a continuación te presentamos las señales más usuales que tiende a dar este contagio:

  • Dolor de cabeza.
  • Fiebre.
  • Escalofríos.
  • Escozor.

Por otra parte, y dependiendo del tipo de tifus que se haya contraído, otros síntomas que se podrían presentar como alerta del padecimiento de la enfermedad incluyen:

  • Confusión.
  • Estupor.
  • Baja presión sanguínea.
  • Sensitividad visual ante la luz muy brillante.
  • Dolor muscular severo.
  • Tos seca.
  • Diarrea.
  • Naúseas y vómitos.
  • Irritación en la piel en el lugar de la picadura.
  • Gánglios linfáticos inflamados.

El período de incubación de la enfermedad es de cinco a 14 días, en promedio. Es decir, que los síntomas no aparecerán hasta transcurrido ese tiempo después de haber sufrido la picadura. De hecho, muchos viajeros no experimentan los síntomas hasta luego de haber regresado a casa. En este sentido, lo más importante es la prevención, recuerda que prevenir es mejor que lamentar. 

Fuente: Yucatán ahora, Health Line, El Mostrador

Quizá te interese: Un “Schindler” polaco salvó la vida de 8.000 judíos provocando una falsa epidemia de Tifus


Este artículo es netamente con fines informativos. No se automedique y siempre consulte a un profesional de la salud certificado antes de usar cualquier información presentada en el artículo. El consejo editorial no garantiza ningún resultado y no se hace responsable de los daños que puedan derivarse del uso de la información indicada en el artículo.