ESTILO DE VIDA Y TENDENCIAS

Aflatoxinas: Conoce más sobre estas toxinas cancerígenas que se encuentran en algunos alimentos

Date July 10, 2018 18:18

Seguramente estás al tanto de los peligros de la intoxicación por comida con bacterias, pero ¿has escuchado sobre la aflatoxina?

Las aflatoxinas son químicos creados por ciertas concentraciones de hongos aspergillus. Son tóxicas y una vez en el cuerpo se metabolizan y procesan por el hígado. 

Los humanos y otras especies pueden ser afectados por las aflatoxinas, de hecho, en 1960, 100.000 pavos y otras aves en Reino Unido murieron por alimentarse con comida contaminada con aflatoxinas. 

El efecto de las aflatoxinas puede ser agudo o crónico. La exposición aguda a estas toxinas pueden desarrollar necrosis o cirrosis, hemorragias, edemas, digestión alterada o daño a los pulmones, riñones o corazón.

Es más común la exposición crónica a las aflatoxinas y los síntomas son más difíciles de diagnosticarse. Estos pueden ser poca absorción de nutrientes, desnutrición, cirrosis y hepatitis crónica. En casos extremos, puede causar la muerte.

Las aflatoxinas pueden causar cáncer, principalmente en el hígado.

¿Qué alimentos pueden estar contaminados?

Estas concentraciones pueden crecer en distintos tipos de alimentos. A continuación, te decimos cuáles son los alimentos de los que hay que estar alerta y cómo prevenir la exposición a estas peligrosas concentraciones.

Los hongos aspergillus crecen principalmente en alimentos calientes o de ambientes húmedos. Esto significa que se encuentran en las regiones más cálidas del mundo. 

También se ha probado que cuando algunos animales ingieren aflatoxinas, estas pueden estar presentes en su carne o en la leche.

Quizá te interese: Elimina las toxinas de tu cuerpo a través de los pies: Los resultados son verdaderamente increíbles

Estos son los alimentos que sufren mayor riesgo de contaminación:

- Nueces.

- Maíz.

- Granos.

- Especias.

- Legumbres.

- Café.

- Cocoa.

- Fruta seca.

- Productos lácteos.

- Carne.

Es importante saber que cocinarlos no ayuda a destruir estas toxinas. Esto quiere decir que productos como la crema de maní o las papas fritas pueden estar contaminadas tanto como si se consumen en su estado original.

¿Cómo prevenir la exposición a las aflatoxinas?

  • Sé selectivo. Nunca compres alimentos que se vean sospechosos, las nueces decoloradas o la fruta seca pegajosa debe ser rechazada. 
  • No compres grandes cantidades. Compra la comida que vayas a consumir pronto. No guardes este tipo de alimentos más de 1 o 2 meses.
  • Almacénalos correctamente. Manten tus productos en lugares frescos o refrigerados. Congelarlos puede ser una buena opción.

Abhanov Michael / Shutterstock.com

  • Consume local. Los productos locales suelen ser más frescos que los importados. 
  • Busca productos orgánicos. Las aflatoxinas pueden aparecer a partir de los alimentos que le dan a los animales que consumimos. Revisa que estos sean productos orgánicos, que los animales estén alimentados con semillas y alimentos no tratados.
  • Come zanahorias. Se ha comprobado que este alimento inhibe la actividad de las aflatoxinas en cuanto al desarrollo de cáncer. 

Kovaleva_Ka / Shutterstock.com

Si crees haber consumido alimentos infectados. Consulta a tu médico inmediatamente y realiza los estudios necesarios. 

¡Mantente sano!

Fuente: Care2

Quizá te interese: 15 claras advertencias de tu cuerpo acerca de un problema GRAVE con tu hígado


Este artículo es netamente con fines informativos. No se automedique y siempre consulte a un profesional de la salud certificado antes de usar cualquier información presentada en el artículo. El consejo editorial no garantiza ningún resultado y no se hace responsable de los daños que puedan derivarse del uso de la información indicada en el artículo.