6 Ejercicios que debes realizar con precaución después de llegar a los 40 para evitar lesiones musculares

Estilo de vida y salud

June 9, 2018 00:59 By Fabiosa

A medida que envejecemos nuestros cuerpos se vuelven más frágiles. Es fácil suponer que con la repetición y el ejercicio constante los músculos se tonifiquen cada vez más. Sin embargo, a medida que envejecemos, es necesario ajustar nuestra rutina de entrenamiento o al menos tener más precuación con los ejercicios y movimientos que realizamos para evitar lesiones y resultados no deseados.

Estos son los 6 ejercicios que debes hacer con precaución una vez que llegaste a la edad de adulto maduro.

1. Levantamiento de piernas suspendidas.

Levantar las piernas suspendidas son una forma maravillosa de ejercitar tus músculos. Sin embargo, ten cuidado, pues existe la posibilidad de lesionarte un músculo de la espalda.

LightField Studios / Shutterstock.com

Recuerda, tu resistencia no es la misma y tu cuerpo tiene una nueva sensibilidad que debes tener en cuenta.

2. Extensiones de pierna.

Simone De La Rue / Instagram

Una vez que llegues a los 40, evitar las extensiones de pierna con mucha intensidad, ya que constituyen un riesgo importante para las rodillas, especialmente si usas mancuernas muy pesadas. Las rodillas no fueron diseñadas para extenderse por completo y resistir tanto peso y menos si tu resistencia ha disminuido. Las lesiones de rodilla y tobillo son muy probables cuando se realiza este ejercicio, es por eso que debes siempre tener el acompañamiento de un profesional.

3. Abdominales.

LightField Studios / Shutterstock.com

En general, los ejercicios abdominales no son efectivos para quemar grasa abdominal. Este ejercicio es efectivo para tonificar y fortalecer los músculos que ya están desprovistos de grasa. Los abdominales como lA sentadillas causan la curvatura de la columna vertebral, lo que aumenta la posibilidad de fracturas espinales, que es más probable a medida que envejecemos.

En la edad mediana, el tipo de lesión más común son las lesiones de la columna vertebral, producto de intentos de abdominales con malas posturas. Este ejercicio no está prohibido, de hecho es una rutina que puedes combinar con otros ejercicios, eso sí, siempre con la guía de un entrenador.

Quizá te interese: Estos 20 minutos diarios de cardio son perfectos para quemar grasa e ingresar al mundo fitness

4. Cardio.

Si bien el ejercicio cardiovascular es una forma firme de evitar la grasa corporal para muchos jóvenes, puede ser perjudicial, en algunos casos, para muchas personas mayores de 40 años.

Estudios recientes han demostrado que hacer ejercicios cardio convencionales puede ser agotador para el cuerpo y, a su vez, aumenta la hormona del estrés "cortisol" y hace que ganes grasa abdominal. Entonces, si has estado haciendo cardio duro, puede ser el momento de reconsiderar tu rutina y alternar con otro tipo de ejercicio. No te excedas con el cardio, pero tampoco te limites a ser el único ejercicio físico que hagas.

 5. Yoga.

El yoga es un ejercicio estupendo y es más efectivo para mejorar la atención plena y la conciencia interna. Sin embargo, es un deporte que debe practicarse con cautela para personas mayores de 40 que no tengan tanta practicidad en la actividas física.

Muchos movimientos requeridos en el yoga pueden ser increíblemente agotadores físicamente y pueden provocar lesiones. Es importante que tengas claro que el yoga no ayuda a desarrollar músculo, quemar grasa o retrasar el proceso de envejecimiento. Generalmente, se basa en estiramientos y de no ser experto en el área podrás causarte alguna lesión muscular.

6. Cuclillas.

Las sentadillas son uno de los ejercicios más prominentes para las piernas y los glúteos, y sí, son muy efectivos. Pero una vez que llegas a la edad madura, hacer sentadillas puede causar lesiones, especialmente si prefieres hacerlo con pesas y no tienes la postura adecuada.

Este ejercicio coloca al cuerpo en una posición vulnerable A que está abierto a una mayor probabilidad de sufrir torceduras, desgarros musculares y tirones musculares.

Es importante aclarar que estos movimientos no están prohibidos para ninguna de las edades, sino que es recomendable evitar su práctica sin supervisión profesional una vez que llegas A la madurez corporal de más de 40 años. Recuerda que, a medida que envejecemos, se va perdiendo más masa muscular y ralentizando los procesos biológicos en nuestro cuerpo.

De nuevo, todo es posible siempre que tengas la aprobación y supervisión de un instructor, quien sabrá adecuar los ejericios a tus necesidades.

Quizá te interese: El método fitness de la silla: cinco pasos para deshacerte de los kilitos de más en tu abdomen


Este artículo tiene fines informativos únicamente. Antes de utilizar la información proporcionada anteriormente, consulte a un especialista certificado. El uso de la información descrita anteriormente puede ser perjudicial para la salud. El consejo editorial no garantiza ningún resultado y no asume ninguna responsabilidad por los daños u otras consecuencias derivadas del uso de la información proporcionada con anterioridad.