10 Errores comunes que cometemos al aplicar el desodorante que sólo provocan malos olores

Estilo de vida y tendencias

May 11, 2018 12:52 By Fabiosa

Cuando se trata de higiene personal, el mal olor es uno de nuestros peores temores. Así que el conocer la aplicación correcta del desodorante o antitranspirante es esencial para combatir malos olores y la incómoda sudoración excesiva.

Aunque no lo creas, el uso de este tipo de productos no es tan sencillo como simplemente aplicarlo en tus axilas y listo, se deben tomar en cuenta ciertos detalles que hacen la diferencia. 

 

A continuación te mostramos cuáles son los 10 errores más comunes al aplicar el desodorante o antitranspirante:

1. Usar el mismo desodorante cuando haces ejercicio.

Cuando haces ejercicio, tu cuerpo suda intensamente, así que tu desodorante habitual podría no ser suficiente para mantener a raya los olores. Lo ideal es utilizar un desodorante especial para hacer ejercicio, pues su fórmula es especial para un sudor de mayor intensidad.

2. No conocer la diferencia entre desodorante y antitranspirante.

Africa Studio / Shutterstock.com

Los antitranspirantes reducen el sudor, mientras que los desodorantes reducen el mal olor. De esta manera, los ingredientes que contienen la mayoría de los antitranspirantes crean un tapón en el conducto del sudor que reduce temporalmente la producción de sudor. Los desodorantes, por otro lado, son productos tópicos que neutralizan los ingredientes que usan olores que matan a algunas de las bacterias que contribuyen al desarrollo del olor corporal o simplemente lo enmascaran.

3. Aplicarlo justo después del rasurado.

Ten cuidado al aplicar desodorante o antitranspirante inmediatamente después del afeitado, especialmente cuando utilizas productos con un contenido de alcohol más elevado, porque puede causar irritación.

4. Aplicarlo en la mañana.

Roman Samborskyi / Shutterstock.com

 

Contrario a la creencia popular, en realidad deberías aplicar el desodorante por la noche, antes de acostarte. Los desodorantes y antitranspirantes son más efectivos en la piel cuando los conductos sudoríparos son menos activos y hay una humedad mínima, como por la noche y mientras duermes.

Quizá te interese: Un fácil truco para eliminar el mal olor que produce el moho en las toallas

5. Utilizar el producto adecuado.

Es importante tener en cuenta el tipo de piel y los problemas o sensibilidades de la piel al elegir un desodorante. Las fórmulas de mayor contenido de alcohol, como aerosoles y geles, pueden ser irritantes para los tipos de piel sensibles.

6. Olvidarse de hidratar.

Africa Studio / Shutterstock.com

 

Expertos recomiendan aplicar un humectante a base de dimeticona en la axila durante las mañanas para evitar cualquier irritación. Para una alternativa más natural, también recomiendan aplicar aceite de coco.


 7. Aplicarlo sobre la piel mojada.

George Rudy / Shutterstock.com

Los antitranspirantes funcionan mejor cuando se aplican a la piel seca. Entonces, si acabas de salir de la ducha o ya estás sudoroso, no van a ser efectivos.

8. No aplicarlo todos los días.

Claro, esto depende de tu cuerpo y del tipo de desodorante que utilizas, pues hay algunos que no se necesitan aplicar todos los días como los que tienen una duración de 48 horas. En caso de tener dudas, lee la etiqueta o simplemente limpia y vuelve a aplicarlo.

9. No considerar fórmulas naturales.

iva / Shutterstock.com

Antes de burlarse de la idea del desodorante natural y suponer que no funciona, debes saber esto: los desodorantes naturales pueden ser opciones viables para las personas con sudoración leve o aquellos que desean camuflar y / o evitar el olor suave.

10. Aplicar varias capas.

Africa Studio / Shutterstock.com

Debes aplicar el producto sobre la piel limpia y seca para que se adhiera directamente a la superficie. Si se superpone sobre un producto anterior (especialmente una crema espesa o sólida), es probable que sea menos efectivo.
 

Como ves, sacarle más provecho a tu desodorante no es nada de otro mundo, sólo necesitas conocer tu piel y estos útiles consejos. 

Fuente: Bustle, Reader's Digest

Quizá te interese: ¿Te preocupa tu aliento? Aquí te traemos algunos trucos para que puedas controlar el mal olor


Este artículo tiene fines informativos únicamente. Antes de utilizar la información proporcionada anteriormente, consulte a un especialista certificado. El uso de la información descrita anteriormente puede ser perjudicial para la salud. El consejo editorial no garantiza ningún resultado y no asume ninguna responsabilidad por los daños u otras consecuencias derivadas del uso de la información proporcionada con anterioridad.