INSPIRACIÓN

Apenas la conocía como la mesera de un restaurante y aun así le regaló un auto porque el suyo se averió

Date January 18, 2019 21:55

La historia que leerás a continuación te hará creer más en la palabra de las personas, pues un hombre que pasó por la taquilla de un restaurante de comida rápida le prometió un auto a una de las empleadas que allí labora y cumplió con su promesa.

Apenas la conocía como la mesera de un restaurante y aun así le regaló un auto porque el suyo se averióDenise Panek / YouTube

Vicki Anderson es una mujer reparte sonrisas, conversaciones amistosas y deliciosos sándwiches de desayuno a los clientes del McDonald's en South Hutchinson, Kansas, Estados Unidos. Gracias a su excelente actitud desde hace mucho tiempo, un hombre le regaló a su empleada favorita un Pontiac G6 2009.

Apenas la conocía como la mesera de un restaurante y aun así le regaló un auto porque el suyo se averióDenise Panek / YouTube

Chris Ellis y su hijo Josh entregaron el auto de color negro a Anderson hace pocos días. Según las palabras de este caballero, ha sido tradición desde hace 15 años parar cada sábado por la mañana en el mismo McDonald's del condado de Stafford.

Apenas la conocía como la mesera de un restaurante y aun así le regaló un auto porque el suyo se averióDenise Panek / YouTube

Desde la primera que Elllis y su hijo escucharon la voz de Anderson en el sistema de megafonía del restaurante, quedaron perplejos con el entusiasmo y los chistes que esta chica ponía en cada uno de sus encuentros.

Quizá te interese: Él le donó un riñón a su esposa y así festejaron sus 23 años de casados

Un buen día, la mujer le preguntó al Sr. Ellis a través del servicio de megafonía si sabía de algún coche barato que estuviera a la venta, dado que el suyo se averió en noviembre y sus compañeros de trabajo la habían estado llevando a casa durante este tiempo y sabía que era una carga para ellos.

El Sr. Ellis prometió comprarle un auto, pero Anderson pensó que estaba bromeando. Estas fueron las palabras del hombre sobre su promesa cuando fue entrevistado por un medio local:

Soy un gran creyente en el destino, la fe y el karma. Ella me dijo eso, y fue como si el destino me mirara a los ojos.

Por tal razón, el Sr. Ellis llamó a su hijo y le preguntó qué quería por el auto que estaba vendiendo. De esta manera, en lugar de 2.000 dólares, le ofreció a su hijo 1.500 dólares y la oportunidad de ayudar a alguien que lo necesitaba. Obviamente, esta donación no fue de 100 mil dólares como la que hizo Ed Sheeran, pero vale tanto o más que esa al ser una persona de bajos recursos como cualquier otra.

Así pues, cuando todo quedó acordado, padre e hijo se dirigieron un miércoles a su restaurante de costumbre para hacerle el regalo a su empleada favorita. Los compañeros de trabajo de Anderson usaron sus teléfonos para registrar el momento y subieron la grabación a YouTube donde ya tiene más de 6.000 visitas.

Quizá te interese: Un maestro recibió computadoras gracias a su fama por enseñar informática con dibujos en un pizarrón

Después de que le dieran el título del auto, la mujer abrazó con lágrimas en los ojos a sus héroes y ellos solo respondieron con un: "Sube a tu auto nuevo". Esta historia le ha recordado a muchos a la de un estudiante que hizo algo increíble para que una empleada visitara a su familia.

En definitiva, nunca sabemos que pueda pasar cuando tenemos una actitud tan feliz y positiva como la de Anderson. Nunca dejes de sonreír, pues cosas maravillosas como esta pueden pasar cuando menos te lo esperas.

Quizá te interese: En la India, un grupo de activistas llenó de color a los barrios más pobres y necesitados de Bombay