PSICOLOGÍA

Un bebé no paraba de llorar en pleno vuelo y la aeromoza hizo lo impensable: amamantarlo

Date November 13, 2018 00:00

Volar con un bebé puede convertirse en toda una odisea, tanto para los padres como para los otros pasajeros. ¡¿Quién no ha visto la cara de terror del pasajero que descubre que su compañero de vuelo será un pequeño tornado?! especialmente cuando el chiquitín no para de llorar o patear el asiento sin control.

Un bebé no paraba de llorar en pleno vuelo y la aeromoza hizo lo impensable: amamantarloJurij Krupiak / Shutterstock.com

Para hacer frente a estas y otras dificultades de volar con un bebé, existen un par de estrategias para garantizar que el vuelo no solo sea seguro y cómodo para el pequeño, sino también lo más agradable posible para todos.

Quizá te interese: Cosas que quizás no sabías sobre tu próximo vuelo pero que seguramente quisieras saber… o no

Cargar con una pañalera provista de todo lo necesario, como pañales suficientes, ropa abrigadora, juguetes y, por supuesto, la comida para el bebé, así como su leche si es que la toma.

Un bebé no paraba de llorar en pleno vuelo y la aeromoza hizo lo impensable: amamantarloJurij Krupiak / Shutterstock.com

Pero en algunos casos, los contratiempos llegan a ocurrir y para una preocupada madre, un vuelo se convirtió en una pesadilla al darse cuenta de que la leche de fórmula de su bebé se había terminado cuando ni siquiera habían llegado a su destino.

Aeromoza al rescate.

Una de las azafatas en el vuelo de Philippine Airlines acudió al rescate de la preocupada madre para ofrecerse a amamantar al bebé que lloraba hambiento.

Un bebé no paraba de llorar en pleno vuelo y la aeromoza hizo lo impensable: amamantarlowithGod / Shutterstock.com

Patrisha Organo, sobrecargo de la aerolínea, escuchó a un bebé llorar en la cabina y se acercó a la madre del niño, para sugerirle que alimentara a su bebé; la madre dijo que se le había acabado la leche de fórmula. Al recordar que no había ese tipo de alimento en el vuelo, Patrisha se ofreció a amamantar al bebé ella misma.

La historia fue compartida en redes sociales por la azafata para concientizar a las personas y describir "el agradecimiento que percibió en los ojos de la madre del bebé".

HE AMAMANTADO AL BEBÉ DE UNA EXTRAÑA

Ayer, me habían programado para un vuelo de verificación para calificar mi desempeño como un miembro de tripulación de cabina. Pensé que este vuelo iba a ser especial, ya que sería un gran paso en mi carrera de azafata.

Todo transcurrió sin problemas hasta después de despegar, escuché el llanto de un bebé. Me acerqué a la madre y le pregunté si todo estaba bien, traté de decirle que alimentara a su niño hambriento. Con los ojos llorosos, me dijo que se había quedado sin leche de fórmula. Los pasajeros comenzaron a mirar y mirar fijamente al pequeño y frágil bebé llorando.

Sentí un pinchazo en mi corazón. No hay leche de fórmula a bordo. Pensé para mí misma, solo hay una cosa que puedo ofrecer y es mi propia leche. Y así se lo ofrecí.

La Sra. Sheryl Villaflor, jefa de azafatas en mi vuelo, ayudó de inmediato a la madre a trasladarse a la cocina donde amamanté al bebé. El bebé comenzó a alimentarse, tenía mucha hambre.

Vi el alivio en los ojos de su madre. Continué alimentando al bebé hasta que se durmió. La acompañé de regreso a su asiento y, justo antes de irme, la madre me agradeció sinceramente.

Tenía razón, el vuelo fue especial, muy especial no solo porque logré mi título, sino que tuve  la oportunidad de ayudar.

Gracias Señor Dios por el regalo de la leche materna.

Patrisha Organo
Auxiliar de vuelo / defensora de la lactancia materna.

PD Imagen del bebé editada para la privacidad de su familia.

Quizá te interese: ¿De qué país son los bebés que nacen en un avión y en pleno vuelo?

La historia ha sido compartida miles de veces y ha recibido comentarios de agradecimiento y admiración, inclusive la han catalogado como 'heroína'.

Leche materna donada.

Ante las dudas y la incertidumbre de si una mujer que no es la madre del bebé puede amamantarlo, la Asociación de Bancos de Leche Humana de América del Norte asegura que es totalmente seguro, inclusive existe la posibilidad de recurrir a leche donada, la cual es recolectada, pasteurizada y más tarde utilizada por mujeres que no pueden amamantar a sus propios bebés.

Un bebé no paraba de llorar en pleno vuelo y la aeromoza hizo lo impensable: amamantarloOdua Images/Shutterstock.com

Eso sí, existe siempre un pequeño riesgo de contagio de enfermedades o medicamentos al utilizar leche materna donada, por lo que la Organización Mundial de la Salud insta a las madres a evaluar las circunstancias al decidir que su bebé consuma leche materna donada.

Un bebé no paraba de llorar en pleno vuelo y la aeromoza hizo lo impensable: amamantarloMonkey Business Images/Shutterstock.com

Sin duda, la acción desinteresada de esta asistente de vuelo se ganó el profundo agradecimiento de la angustiada madre, y la admiración de las personas. La historia de este vuelo nos invita a ser más empáticos con las personas que viajan con bebés y las dificultades que pueden atravesar, sumadas a la intolerancia de las personas a su alrededor.

Quizá te interese: Una bebé tenía su primer vuelo y los padres hicieron un tierno gesto para facilitárselo a todos


Este material es suministrado solamente con fines informativos. Algunos de los productos y elementos discutidos en este artículo pueden causar una reacción alérgica y dañar su salud. Antes de usarlos, consulte con un técnico o especialista certificado. Los editores no son responsables de ningún daño u otras consecuencias que puedan ser generadas por el uso de los métodos, productos o elementos descritos en este artículo.