La conmovedora historia de Felipe Nájera y su esposo, la primera pareja gay en adoptar en México

Inspiración

September 12, 2019 00:46 By Fabiosa

El camino para convertirnos en un mundo mucho más tolerante e inclusivo aún es largo pero afortunadamente cada día se realizan más acciones para aceptar a la cultura LGBTI, especialmente en México, país donde en 2009 se legalizó el matrimonio homosexual y en 2015 la Suprema Corte de Justicia aceptó la adopción gay.

La primera pareja gay en adoptar en México.

De modo que al ser avalada dicha iniciativa, la pareja conformada por el actor Felipe Nájera y el productor, Jaime Morales, decidió consolidar su matrimonio y expandir su familia al buscar adoptar a un hijo.

Su deseo no fue nada sencillo, ya que desde un principio se enfrentaron a diversos trámites, pruebas y controles por parte del Centro de Estancia Transitoria para Niños y Niñas de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF).

De hecho, pasaron siete largos años para que la pareja pudiera conocer a la bebita de cuatro meses que sería registrada como su propia hija pero cuando lograron concluir la adopción con éxito, Felipe y Jaime se convirtieron en la primer pareja homosexual a la que el Estado mexicano confió un menor en adopción, convirtiéndose en una feliz familia homoparental.

El significado de su hija.

Felipe y Jaime llamaron a la pequeña niña, Alejandra, y en entrevista para La opinión Bolivia, ambos expresaron su postura frente al odio e intolerancia a la que a veces se enfrentan, sobretodo cuando personas conservadoras y retrógradas los critican ferozmente.

Para nosotros Alejandra no es un trofeo, tampoco una bandera. ¿Con qué moral dicen que tenemos mascotas en lugar de hijos, con qué moral sentencian que los hijos adoptados por familias homoparentales o lesbomaternales se convierten en objetos? Son ellos los que promueven un discurso de odio.

Actualmente Alejandra es una adorable niña que ama con el alma a sus papás y ellos a ella, cosa que se nota en todas sus redes sociales, donde comparten que al igual que los demás, forman una familia llena de amor y respeto.