Una madre orca llora la muerte de su cría y carga su cuerpo muerto durante días por todo el océano

Animales

August 1, 2018 19:44 By Fabiosa

Una orca recién nacida en peligro de extinción murió a los pocos días de su nacimiento. Pero la madre de la ballena no ha dejado de cuidar el cuerpo de su ya fallecida hija durante tres días y esto ha llamado la atención de la comunidad internacional. ¿Qué la motiva a no dejarla ir?

La bebé ballena nació muy cerca Columbia Británica al noroeste de Seattle, Estados Unidos. Los investigadores del Centro de Investigación de Ballenas que trabajan rastreando a las orcas residentes en esta zona respondieron a la escena para averiguar todo lo sucedido.

Los biólogos de la organización observaron que cada vez que el cadáver del bebé se hundía, la madre lo subía repetidamente a la superficie usando su frente para empujarlo hacia una isla. Pasados tres días desde el deceso, la ballena etiquetada con el código J35 seguía de luto con su cría. Ken Balcomb, fundador e investigador principal del Centro de Investigación de Ballenas, dijo lo siguiente al respecto:

No para de cuidar el cuerpo de su hija, es increíble, ya hemos observado este tipo de comportamiento antes, pero no durante tanto tiempo.

Los voceros de la organización dicen que las orcas y los delfines muestran fuertes lazos madre-hijo. Por tal razón, a veces, transportan crías muertas hasta por dos días. Las orcas residentes de la Columbia Británica forman un clan de 76 mamíferos gigantes en peligro inminente de extinción.

Quizá te interese: Ballena jorobada defiende a bióloga marina de posible ataque de tiburón tigre (Video)

Deborah Giles, directora de ciencia e investigación de la organización sin fines de lucro Orcas Salvajes, le dijo a un reconocido periódico de Seattle que ha observado un comportamiento similar en otras orcas, pero por menos tiempo. Estas fueron sus palabras:

Es horrible. Este es un animal súper sensible. Entiende los vínculos sociales que tiene con el resto de sus familiares. La madre está unida a su hija y no quiere dejarla ir. Es así de simple. Está muy afligida.

El Centro para la Investigación de Ballenas declaró que la situación de las orcas residentes en Columbia es terrible; dado que tres cuartas partes de los recién nacidos en las últimas dos décadas han muerto, y no se han observado embarazos exitosos en los últimos tres años.

En este sentido, las ballenas enfrentan tres grandes desafíos: las toxinas, el tráfico marítimo y la falta de alimento, especialmente de salmón rosado. Esta última fuente de alimento también se encuentra en gran peligro de extinción.

Embed from Getty Images

Esta clase de casos demuestran que los animales, al igual que los humanos, tienen una gran sensibilidad cuando se trata de crear vínculos inquebrantables con sus hijos. 

Fuente: Daily mail

Quizá te interese: Estos surfistas encuentran a una ballena perdida… ¡lo que hacen después no tiene palabras!