5 Formas en las que el estado de las uñas señalan indicios de algunas enfermedades o condiciones de salud

Estilo de vida y salud

Nuestro cuerpo trabaja en formas increíbles y hasta a veces misteriosas, pues posee una serie de indicadores que están allí para decirnos cuándo las cosas no están funcionando bien o cuando hay algún problema grave. Los síntomas y los signos presentes en nuestro organismo sin duda alguna ayudan a crear un diagnóstico o a acercarse a él, y uno de las partes más importantes que muchas veces dejamos de lado son nuestra uñas.

El color, la textura y el tamaño nos pueden decir muchísimos aspectos sobre nuestros organismos, pero claro está que solo un profesional de la salud sabrá interpretar estos signos de forma adecuada. A continuación te presentamos 5 formas en las que nuestras uñas hablan para decirnos que podemos estar padeciendo algún problema de salud:

1.Uñas descoloridas.

Las uñas descoloridas pueden indicar varias enfermedades como infección, deficiencia nutricional, o incluso algún problema con tus órganos. Es normal que tengas uñas amarillentas si usas por un período prolongado esmalte de uñas, pero también puede ser un signo de alguna infección micótica y, en algunos caso,s psoriasis. Si tus uñas adquieren un color marrón pueden indicar algún desorden tiroideo o desnutrición; si son de tez muy blanca pueden indicar deficiencia de hierro; y si adoptan un color azul-grisáceo pueden incluso indicar falta de oxígeno.

2. Uñas quebradizas.

En la mayoría de los casos las uñas resecas o quebradizas pueden ser un indicador de una infección micótica o un desorden tiroideo. No obstante, también puedes tener uñas quebradizas como resultado del envejecimiento o del uso excesivo de químicos, sea en forma de esmalte de uñas o detergentes para lavar.

Quizá te interese: 5 Poderosas razones para darle al menos 2 semanas de vacaciones al esmalte de uñas

3. Uñas demasiado gruesas.

Esta condición también puede ser causada por una infección micótica. Otras posibles causas puede ser la artritis reactiva, enfermedades pulmonares, eczema, psoriasis y diabetes, ya que estas enfermedades irritan en gran medida las células muertas de la piel que cubren la zona de las uñas de las manos y los pies.

4.  Uñas curvilíneas.

Estas uñas pueden ser indicador de una condición llamada coiloniquia, una enfermedad que puede indicar anemia hipocrómica. También pueden indicar que padeces de hemocromatosis, una condición del hígado causada por el exceso de hierro. Incluso es un síntoma relacionado con el hipotiroidismo o o con enfermedades del corazón.

5. Uñas con hoyuelos.

No tienes que alarmarte si ves algunos hoyuelos en tus uñas, puede ser causado por razones genéticas. Sin embargo, en algunos casos es uno de los síntomas de la artritis reactiva, psoriasis, eczema y alopecia areata.

Éstas son algunos de los posibles problemas de salud que pueden afectar la apariencia de tus uñas, pero lo importante es que tomes nota de los síntomas o cualquier cambio en la apariencia de tus uñas y consultes con tu dermatólogo o médico de confianza, pues solo un profesional de la salud te diagnosticará y te indicará qué tratamiento seguir.

Si te resultó útil esta información, ¡no dejes de compartirla con familiares y amigos!

Fuente: vidalúcida

Quizá te interese:

7 trucos que recomiendan los dermatólogos para dejar de morderse las uñas

Comerse las uñas: 5 aspectos importantes pero poco conocidos de la onicofagia


Es importante aclarar que toda la información contenida en Fabiosa Español tiene un fin informativo exclusivamente, y que en ningún momento debe ser considerada como asesoramiento, diagnóstico o tratamiento médico profesional. Nunca deje de buscar asesoramiento médico, no ignore el consejo médico, ni demore en buscar asistencia médica por algo que haya leído en este sitio.