Los perros grandes pueden vivir perfectamente en apartamentos pequeños, pero hay una condición

Familia y niños

February 22, 2018 23:46 By Fabiosa

Es muy común escuchar decir que un perro grande necesita un lugar de residencia inmenso, con terreno, para poder salir, correr y estirarse. Sin embargo, esto no podría no ser tan cierto. De hecho, siempre que un perro, incluso si es de los más gigantescos, tiene sus necesidades cubiertas, está bien cuidado y dotado de amor y cariño, podrá vivir feliz en un apartamento de 50 metros cuadrados.

Muchas son las familias que tienen casa enormes, con espacio suficiente para que el perro salga a correr y a divertirse; sin embargo, el can prefiere pasar las tardes enteras tumbados a los pies de su humano a acostado junto a él en la cama. En este sentido, un detalle importante que debe tomarse en cuenta es la actividad que requiere el animal; algunos perros pequeños son intranquilos y necesitan estar en constante movimiento, mientras que algunos otros se complacen con salir a pasear unos cuantos minutos varias veces al día. En todo caso, siempre es crucial que tengan contacto con el mundo exterior.

Quizá te interese: ¿Cuánto tiempo es seguro dejar solos a los perros en casa? Una entrenadora tiene la respuesta

En general, es muy extraño un perro que juegue solo, normalmente esperará que su humano juegue con él. Así que si se va a añadir un miembro perruno a la familia, hay que estar consciente de que no es para que viva una vida de semiabandono en el jardín de la casa inmensa, intentando entrar en contacto con los perros de afuera o con sus humanos cuando los ve pasar.

Es cierto que cuanto más grande sea el tamaño del perro, mayor será la responsabilidad que habrá que tener y las cuentas que habrá que pagar. En primer lugar, su mantenimiento es mucho más costoso por obvias razones; la cantidad de comida, desparasitantes, golosinas, pastillas y jarabes es mayor, además de que el veterinario y la peluquería sin duda alguna cobran sus tarifas de manera directamente proporcional al tamaño del animal.

Otro elemento a considerar es la complicación para viajar debido al tamaño. Si viajas en auto, debes tomar en cuenta el espacio que ocupará el perro, además de dejarle cierta posibilidad de moverse de un lado al otro durante el trayecto. Los trenes y autobuses no permiten su traslado, y los aviones, aunque sí los admiten, exigen bastante trámites y papeleos. En algunos locales comerciales, a pesar de afirman permitirlos, siempre suelen poner mala cara si se trata de perros grandes.

En todo caso,  el amor perruno siempre será incondicional, y aunque a veces el tamaño traiga ciertas dificultades, no hay nada que la lealtad y adoración de tu perro no pueda compensar.

Quizá te interese: En la ciudad de Londres se inauguró el primer tour turístico destinado para los humanos y sus perros

Fuente: 20 Minutos