REALEZA

Expertos aseguran que los hijos de Kate y William tienen un vínculo especial porque no tienen con quien jugar

August 17, 2019 02:09

Ser un miembro de la realeza no es todo fama y glamour, ya que conlleva la gran responsabilidad de cara al público.

Getty Images / Ideal Image

Esta es quizás la razón por la cual el Príncipe William y Kate Middleton quieren criar a sus tres hijos como niños normales.

Sin embargo, la biógrafa real Ingrid Seward ha calificado su intento de normalizar la infancia de sus hijos como una "fantasía".

La autora aseguró:

Incluso la reina Isabel dijo en la década de 1950 que quería que criaran a sus hijos dentro de un marco de normalidad. Pero es una fantasía esperar que eso suceda.

Un vínculo más cercano entre hermanos.

Tal parece que la fantasía de los duques de Cambridge se está volviendo cada vez más inalcanzable según la periodista Natalie Barr.

La conductora del programa Sunrise declaró que una fuente anónima cercana al palacio reveló que a William y Kate les resulta difícil organizar citas de juego con otros niños debido a sus temores por la seguridad de sus hijos.

Getty Images / Ideal Image

Como resultado, George y Charlotte no tienen más remedio que pasar todo su tiempo juntos. La periodista aseguró:

Aparentemente, se están haciendo muy unidos porque es difícil organizar citas de juego con extraños, todo por cuestiones de seguridad. A pesar de que William y Kate intentan darles a sus hijos la educación más normal posible, no resulta fácil para ellos conseguir otros niños para que sus hijos jueguen.

Getty Images / Ideal Image

La princesa Diana también tenía el mismo sueño.

Aunque la princesa Diana era una de las mujeres más fotografiadas del mundo, no quería la misma vida para sus hijos, el príncipe Harry y el príncipe William.

El biógrafo Duncan Larcombe explicó que la Princesa del Pueblo trató de darle a sus hijos una "vida normal y reservada". Sin embargo, solo fue capaz de hacerlo de forma limitada.

Dado que no hay forma abandonar de la realeza, ¡parece que William y Kate tendrán que conformarse con que sus hijos sean los mejores amigos!