NOTICIAS

¿Te preocupa que los niños pequeños se lastimen con las decoraciones navideñas?

December 12, 2017 04:12

No hay nada que nos emocione más de las vacaciones de invierno que las coloridas y brillantes decoraciones de la Navidad. Pero todos los que tenemos un bebé o un niño chico en casa sabemos que ese sentimiento de felicidad se puede convertir en angustia, por el peligro que representan todos estos objetos para el bienestar de los pequeños.

Hoy, compartiremos unos cuantos consejos sobre cómo hacer que las festividades de invierno no solo sean divertidas, sino también seguras para nuestros hijos.

DONOT6_STUDIO / Shutterstock.com

Sin árbol de Navidad, ¿no hay peligro?

Aunque suspender el árbol de navidad parece ser la solución más fácil, esta decisión realmente no ayudará mucho. Incluso, sin las decoraciones festivas, siguen existiendo otros lugares que visitaremos en la temporada que podrían poner en riesgo al niño —como los hogares de familiares y amigos, tiendas, etc.—. Por ello, la mejor idea es hacer la Navidad a prueba de niños.

via GIPHY

Consejos para que la Navidad sea completamente segura para los pequeños de casa.

Como todos sabemos, no son solo los arbolitos navideños los que suponen riesgos para la vida y salud de los niños. Los siguientes consejos pueden ayudarnos a tomar las precauciones necesarias para que estas vacaciones de fin de año sean seguras para el bebé y las podamos disfrutar a tope.

1. Asegurar el árbol.

via GIPHY

El árbol de Navidad es una gran tentación para cualquier niño. Por muy chico que sea, puede tener la fuerza necesaria para voltearlo y que caiga al piso. Nuestro consejo es asegurarlo con hilo de pescar o con los ganchos de techo para maceteros. Deberemos asegurarlos en el punto más alto, el medio y también la base.

QUIZÁ TE INTERESE:  12 Fotos que muestran que no hay fecha de más alegría para los bebés y los perritos que la Navidad

Además, el lugar donde lo colocamos también es importante. Una buena idea es que esté lo más alejado posible de sillas, estantes o cualquier mobiliario que pueda servir de escalera al bebé.

2. Crear una barrera de protección al arbolito.

Crear una barrera adicional entre los niños y el árbol de Navidad puede ser muy útil para las familias con niños pequeños. Una idea puede ser colocarlo dentro de un corral grande, así será más difícil para el bebé tomar los adornos en sus manos.

3. Tener precaución de los elementos que usamos para decorar.

Africa Studio / Shutterstock.com

La regla de oro es mantener todos los adornos frágiles y caros fuera del alcance del niño. Una buena estrategia es colocar las piezas más caras y frágiles hacia lo alto del árbol y los de plástico más abajo.

Además, mientras nuestros hijos estén pequeños, será mejor usar adornos de talla grande, así evitamos que puedan meterlos en sus bocas o narices. También debemos recordar evitar los alambres metálicos o cables para colgar los objetos, en su lugar es preferible usar cintas de tela.

4. Cuidar del tipo de plantas festivas que colocaremos dentro de casa.

Aunque son hermosas, algunas de las plantas tradicionales de Navidad son tóxicas y, por lo tanto, deben mantenerse lejos del alcance de los niños. Entre las más dañinas se encuentran el muérdago, la amaryllis, la cereza de Jerusalén y las bayas de acebo. A pesar de que se dice que las plantas disponibles comercialmente son seguras, la flor de pascua —también conocida como “nochebuena”— también puede ser tóxica.

Los pinos de su árbol de Navidad también pueden ser peligrosos: aunque no son tóxicos, los niños pueden ahogarse fácilmente con ellos. Por lo tanto, es mejor no permitir que los pequeños tomen los pinos de las ramas o aquellos que cayeron solos al suelo.

5. Prever los accidentes con las luces.

via GIPHY

Aunque las luces navideñas son el sueño mágico de casi todos los niños, estos dispositivos pueden representar graves peligros para ellos. El mayor de los riesgos es que pueden chocar con los cables y bombillas si están muy bajas. Por ello, debemos verificar que el cableado esté en buen estado y que no haya piezas dañadas o conexiones deficientes que puedan causar un accidente.

6. Establecer las reglas.

La mejor de las prevenciones es educar a los niños para que se comporten de forma segura con todos los objetos típicos de la Navidad. Una buena idea es establecer las normas para limitar su juego con el árbol o los adornos en él. Para los niños más pequeños, dejar que toquen algunos de los juguetes con solo un dedo y en su presencia puede ser suficiente.

Para los niños más grandes debemos crear un conjunto de reglas estrictas que deben seguir. Por ejemplo, no tocar los adornos de vidrio o tapar los adornos de luz cuando no hay adultos presentes. Si queremos que las reglas sean cumplidas por los pequeños, debemos asegurarnos de que ellos sepan que su incumplimiento llevaría a retirar todas las decoraciones. Y ojo, si intencionalmente las rompen, es mejor cumplir con la promesa.

Seguramente muchos tenemos otras recomendaciones que compartir para hacer las navidades de otras familias más seguras y felices. Si ese es el caso, compartan sus consejos en un comentario, más abajo.

¡Felices fiestas!

QUIZÁ TE INTERESE:

22 Buenas ideas para adornar tu Navidad, tu hogar y el corazón de aquellos a quienes amas

6 Trucos para que el hogar se perfume con todos los aromas propios de la Navidad