Un cuarto de siglo sin ver al Sol: joven francesa fue aislada de la sociedad por su madre durante 25 años

Inspiración

March 15, 2019 21:49 By Fabiosa

A veces, podemos sentir dolor y resentimiento hacia nuestros seres queridos. No siempre conscientemente, ellos nos pueden lastimar con palabras y comportamientos; nadie está a salvo de esto.

En algunos casos, las personas se dan cuenta y se disculpan, pues la capacidad de pensar racionalmente es lo que nos diferencia de los animales.

Quizá te interese: Cualquiera puede ser víctima de un secuestro, aprende cómo sobrevivir y mantenerte a salvo

Gladskikh Tatiana / Shutterstock.com

Sin embargo, sucede que algunos padres lesionan a sus hijos voluntaria y deliberadamente. Como en esta historia espantosa que sucedió en Francia en el siglo XIX.

George Rudy / Shutterstock.com

Estas escenas de horror tuvieron lugar en Poitiers, una pequeña ciudad en el oeste de Francia. Los habitantes conocían a la familia Monnier como gente respetable y amada.

Los señores Monnier tenían dos hijos: un niño y una niña. Blanche era un verdadero encanto y, a la edad de 25 años, informó a sus padres que tenía novio y que pronto se casaría con él.

La madre de Blanche se opuso al compromiso, porque consideraba al hombre un "abogado sin dinero". No sabemos cuál fue la reacción de la joven, pero la señora Monnier tomó una decisión drástica.

Limitó a su hija a vivir en un pequeño ático de su casa. Junto con su hijo Marcel, la madre fingió que la joven había desaparecido durante años y años.

Nadie sabía en dónde estaba Blanche, excepto los miembros de la familia que la habían encarcelado.

La joven quedó atrapada durante un cuarto de siglo, hasta que en 1901, la policía recibió una carta anónima. Alguien había denunciado el encarcelamiento de Blanche Monnier, culpando a sus padres.

La señora Monnier fingió no saber nada, incluso ante las preguntas urgentes de los policías. Al final, encontraron a Blanche: irreconocible y agotada.

Quizá te interese: El secuestro de niños es una realidad, pero un nuevo dispositivo casi infalible puede evitarlo

La madre fue arrestada de inmediato y murió en prisión solo 15 días después del descubrimiento. Marcel también fue acusado, pero no fue considerado culpable, ya que en aquel entonces, ninguna ley francesa condenaba a quienes no se oponían a un crimen.

Desafortunadamente, Blanche pasó el resto de su vida en un hospital psiquiátrico debido al trauma, y murió 12 años después.

A veces, las personas que deberían protegernos nos causan dolor, la vida es así. Aunque, el comportamiento de la madre de Blanche va más allá de todos los límites: privó a su hija de la alegría de vivir y la condenó a una existencia terrible.

Si sospechas de un caso similar, no dudes en llamar a la policía. ¡Podrías salvar una vida!

Quizá te interese: El secuestro infantil: los engaños más comunes y cómo prevenir que tu pequeño se vea afectado