ESTILO DE VIDA

Los hijos de Britney Spears crecieron y así sobrellevan los trastornos psicológicos de su madre

December 4, 2019 21:47

La salud de Britney Spears ha estado en boca de todos desde aquel traumático episodio en 2007 que la llevó a perder la custodia de sus hijos y a que una corte nombrara a su padre como el tutor encargado de todos sus asuntos.

Por fortuna, haciendo gala de una gran fortaleza, la princesa del pop logró recuperar las riendas de su vida y salir adelante. Sin embargo, una nuevo obstáculo se presentó en su camino.

Britney Spears, en crisis durante el 2019.

El estado de salud de Britney volvió a ser noticia durante los primeros meses de 2019, luego de que se viera obligada a ingresar a una clínica de salud mental.

Esto preocupó a todos sus fanáticos, pero la cantante aclaró en sus redes sociales que todo estaba bien y que solo necesitaba alejarse del ojo público por un tiempo para estar con su familia, ya que su padre había estado cerca de la muerte:

Solo quería decirles a todos los que han estado preocupados por mí que todo está bien. Mi familia ha estado atravesando momentos de mucha ansiedad y estrés así que necesitaba un poco de tiempo para lidiar con eso. Pero no se preocupen, estaré de vuelta muy pronto.

Con el paso de las semanas, también se supo que Britney estuvo acudiendo a un equipo médico para que la ayudaran a ajustar la medicación que toma para controlar el trastorno bipolar que la afecta.

Pero a pesar de todo el estrés al que estuvo sometida durante aquellas difíciles semanas, la diva se mantuvo rodeada de las personas más importantes en su vida: sus hijos, sus padres, su hermana y su novio.

Los hijos adolescentes de Britney Spears.

Sean Preston y Jayden James hoy son adolescentes y tiene una perspectiva diferente acerca de los problemas de salud de su madre. De acuerdo con la revista People, ellos son personas muy sensibles e inteligentes y entienden que Britney tiene problemas de salud.

Gracias a esta sensibilidad especial, ambos jóvenes se han convertido en pilares fundamentales en su recuperación y la apoyan en todo momento.

Según reporta la misma publicación, una fuente cercana a la familia afirma que cuando Britney está pasando por un mal momento de salud, sus hijos pasan los días en la casa de su padre, Kevin Federline.

Britney ama a sus hijos y siempre está feliz de verlos. Si bien casi siempre están en casa de Kevin, visitan muy seguido a su mamá.

La misma fuente señaló que los dos pequeños son excelentes muchachos y entienden perfectamente la situación por la que atraviesa su madre:

Los niños son geniales. Son muy inteligentes y educados. A los dos les va muy bien en el colegio y le cuentan a Britney acerca de sus proyectos escolares. Ambos entienden que su mamá está enferma y parecen estar bien adaptados a eso.

A pesar de todas las dificultades personales que ha atravesado Britney, ella es muy afortunada por tener dos hijos que la aman y la acompañan en estos momentos. Sin duda, la princesa del pop debe sentirse muy orgullosa por haber criado a dos jóvenes tan maravillosos.