La ciencia del delineador: Secretos para elegir el correcto y lucir una mirada cautivadora

Estilo de vida y tendencias

August 30, 2018 22:53 By Fabiosa

Al igual que otros productos de maquillaje, el delineador tiene sus secretos. La forma de tus ojos, el color de tu piel y de tus ojos e, incluso, tu tipo de piel, son factores que debes tener en cuenta al momento de decidir cómo maquillar tus ojos.

A continuación te enseñamos la ciencia de los delineadores para que aprendas a seleccionarlo, usarlo y sacarle el mejor partido a tu mirada.

1. Según tu tono de piel.

Si tienes la piel blanca:

Es importante que tengas en cuenta que el delineador negro no es el ideal para ti. El contraste que produce sobre tu piel hace que tus facciones se endurezcan y produce una imagen dramática. Por lo tanto, te recomendamos que pruebes con tonos marrones o incluso que experimentes con el bronce, el azul y el gris.

Lyashenko Egor / Shutterstock.com

Si tu piel es color oliva:

Cuando tu tono de piel está en el intermedio entre el blanco y el moreno, hay colores de delineador que pueden ayudarte a sacar partido de tus facciones. Prueba con el dorado, el champaña o los colores tierra.

Si eres morena:

En este caso, el delineador negro hará maravillas con tu rostro, enfatizando tus ojos sin crear un look melodramático. Sin embargo, también puedes arriesgarte y probar otros colores como el beige, verde, azul, morado, lila y berenjena.

2. Según tu color de ojos.

Si tus ojos son oscuros:

La apuesta segura es el delineador marrón, que generará contraste con lo blanco de tus ojos y te dará una mirada más expresiva. Sin embargo, si quieres experimentar con nuevas tonalidades, puedes inclinarte por tonos metalizados o diferentes gamas de azules.

Serg Zastavkin / Shutterstock.com

 

Si tus ojos son verdes:

En este caso, los delineadores color bronce o dorado son ideales para acentuar tus ojos de forma sutil. Si quieres arriesgarte a un look más llamativo, el color ideal para generar un efecto de contraste sería el morado.

Si tus ojos son azules:

Los colores cálidos son ideales para producir un contraste con los ojos azules, el rojo o el anaranjado pueden lograr este efecto. Sin embargo, si buscas un estilo más sobrio, bastará con un delicado delineado color bronce en las esquinas de tus ojos.

ipag collection / Shutterstock.com

Quizá te interese: Tipos de brochas y pinceles de maquillaje necesarios para convertirte en toda una profesional

3. Según la forma de tus ojos.

Si son redondos:

Los ojos redondos son aquellos que lucen muy abiertos, donde el párpado no es muy visible y no tienen apariencia rasgada como los orientales. En este caso, lo ideal es que uses líneas muy delgadas con un pequeño rabillo hacia la parte externa del rostro para darles una apariencia más delgada.

Si son rasgados:

Para los ojos rasgados y con el párpado abultado, característicos de las miradas orientales, se recomiendan algunos trucos que pueden ampliar el ojo. La línea superior debe engrosarse hacia la parte exterior del rostro y hacer la línea inferior por fuera del lagrimal también ayuda a que luzcan más grandes y abiertos.

Makistock / Shutterstock.com

Si son pequeños:

Si tus ojos son pequeños y hundidos, hay varias recomendaciones que te pueden ayudar a hacerlos lucir más grandes. Primero que nada, la línea debe comenzar desde la mitad del ojo y de preferencia debes usar colores marrones. Además, hacer un rabillo en el extremo exterior hará que luzcan más grandes.

Si son almendrados:

Los ojos almendrados son aquellos que tienen una forma simétrica y un gran tamaño. En este caso, cualquier delineado podría favorecerte. Prueba con un ligero difuminado hacia el lado exterior del ojo para darle mayor expresividad a tu mirada.

4. Según tu tipo de piel.

Si tienes la piel grasa:

En este caso, suele ser frecuente que el delineado se corra o deforme por la grasa natural de tu piel. Por lo tanto, el delineador líquido será el más efectivo para ti.

imagehub / Shutterstock.com

Si tienes la piel mixta:

Tu tipo de piel no debería presentar problemas con el delineador tipo plumón o lápiz. Sin embargo, puedes usar un poco de sombra para sellar y evitar lucir como un mapache.

Si tienes la piel seca:

En tu caso, un delineador cremoso o en gel, te ayudará a que el maquillaje dure más, evitando que este se quiebre o se corra.

Re_sky / Shutterstock.com

Como puedes ver, el universo de los delineadores es enorme. Ahora tienes la información necesaria para dejar atrás el tradicional delineador negro y encontrar la solución que mejor se acomode a tus necesidades.

Fuente: ID Belleza, Get the look, Cultura colectiva, Es la moda

Quizá te interese: Se clavó el delineador en el ojo: Se iba maquillando con el vehículo en movimiento y hubo un choque