VIDA REAL

Esta madre envió un poderoso mensaje a quienes piensan en suicidarse luego de que su esposo lo hiciera

June 7, 2018 23:56

La mamá y bloguera, Nik Tebbe, perdió a su esposo hace ya algunos años a causa de la decisión que tomó de cometer suicidio. Para ayudar a las personas que tienen pensamientos suicidas, ella compartió una fotografía de su hija tomada un día antes de que su padre muriera, y escribió un poderoso mensaje para acompañarla.

Esta es una foto de mi hija la noche antes de que su papá temrinara con su vida. Ella tenía 4 años y era su primera noche de ballet. Estaba llena de alegría. Llena de inocencia. Lo más feo que le había hasta entonces, era haber tirado su helado en una feria. 

Al siguiente día, su papá le dijo adiós y yo la llevé al parque, él se subió a su auto y se dirigió hacia un terreno de mi abuelo para dispararse ahí. 

Nik Tebbe tuvo que sentar a la pequeña en su cama junto a sus ositos de peluche y sus muñecas para decirle que su papá había muerto. Ella la miró fijamente y dijo:

Mamá, ¿qué significa que se murió? 

Tebbe cuenta que le tomó días y semanas hacer que ella comprendiera que nunca más regresaría a casa.

El mensaje que quiere dar es que si alguien está teniendo pensamientos suicidas y tiene hijos, sepan que los niños nunca van a estar mejor sin ustedes. Los niños necesitan a sus papás y mamás. La muerte les quita una parte de su inocencia. 

Quizá te interese: Su hijo de 12 años se suicidó por el bullying. El mensaje que escribieron va para todos los padres

Cometer suicidio quizás pueda parecer una salida fácil, pero para los niños de papás que lo cometen es un trauma que quedará para siempre. 

Parte de la petición de la bloguera fue la siguiente:

Si estás pensando en quitarte la vida y tienes hijos pequeños...Quédate. Solo por ellos, quédate y lucha. 

Es importante que todos encontremos nuestra propia fuerza y nuestras razones para vivir. Es importante buscar ayyuda para tratar los lapsos depresivos, los pensamientos suicidas y para poder cuidar debidamente de los niños. 

La pequeña supo lo que sucedió sin muchos detalles, pero su mamá decidió no mentirle. Muchos adultos habrían ocultado a una niña pequeña que papá decidió quitarse la vida, pero para Nik era importante ser sincera con ella. 

Además, también tiene presente que su padre era muy amoroso, amable y buena persona, pero sabe que tomó una decisión equivocada. 

Ella sabe que era humano y que estaba enfermo y con mucho miedo. 

Decir la verdad abiertamente sobre la salud mental, el amor, las emociones, la fuerza, la espiritualidad y muchos otros temas, hace a los niños más fuertes y les da un panorama más amplio para entender las cosas que pasan. 

Nik asegura que su hija no tiene resentimientos hacia su padre, solo recuerdos de amor. 

Hoy tiene 7 años y es una niña feliz. Es alegre, inteligente, amorosa y aventurera. 

El mensaje de Nik ha causado muchas lágrimas, pero afortunadamente también puede abrirle el panorama a las personas que estén pensando en temrinar sus vidas. Es una historia muy fuerte y muy triste, pero a veces así son las lecciones más grandes. 

Fuente: Sunnyskyz

Quizá te interese: Una madre dejó que su hija se tatuara a los 16 años y cree que tal vez así la salvó del suicidio