El bebé y tu perro: Guía sobre lo que debes hacer para que se lleven bien y evitar accidentes

Familia y niños

August 3, 2018 16:45 By Fabiosa

Hoy en día, más de una mascota sustituye el lugar que ocuparía un bebé en casa. Admítelo, tu perro puede ser hasta más consentido que el hijo de tu vecina y eso está bien. Las mascotas son nuestras fieles compañeras y los beneficios que aportan a nuestro hogar sobrepasan con creces los problemas que puedan causar. Pero, ¿qué sucede cuando estás esperando un nuevo bebé?

Lopolo / Shutterstock.com

No te preocupes, la llegada de un pequeño a casa no significa que tienes que deshacerte de "Fido". De hecho, está más que comprobado que crecer con un peludito aporta numerosos beneficios para los niños, como inculcarles desde temprana edad el sentido de la responsabilidad y ayudarles con su autoestima.

Gladskikh Tatiana / Shutterstock.com

Sin embargo, no debemos olvidar que tu mascota, por más que jures que es el perro mejor portado del mundo, sigue siendo un animal y, como tal, necesitarás tomar una serie de medidas para asegurarte de que tanto tu peludito como tu bebé estén siempre seguros y no ocurran accidentes. Por ello, aquí te contamos que debes hacer antes, durante y después de la llegada del nuevo integrante de la familia para preparar a tu mascota.

Primeros pasos.

Olena Yakobchuk / Shutterstock.com

Mientras más tiempo pases entrenando a tu perro y ayudándolo a ajustarse a los cambios que están por venir, más sencillo será todo el proceso. Por eso, sigue estos consejos para saber qué hacer durante los meses que estás esperando a tu retoño:

  • Asegúrate de que tu mascota entienda y obedezca tus comandos, como sentarse, quedarse quieto, hacer silencio y venir cuando lo llaman. Si tu perro tiene problemas de conducta, como agresividad o ansiedad por separación, busca un especialista que te ayude a solucionarlos.
  • Comprueba que tu perrito tenga todas sus vacunas y desparasitaciones al día.
  • Si solo tienes una mascota, es probable que esté acostumbrado a ser el dueño y señor de tu casa y tu atención. Como pronto estarás ocupado con el nuevo bebé, comienza a dejarlo solo por periodos de tiempo cada vez más largos en un área designada de la casa, con una cama o cobija, sus juguetes favoritos y algunas golosinas para que aprenda a asociar el tiempo a solas con estímulos positivos.
  • Trae los muebles del bebé a casa y deja que tu mascota los examine y se acostumbre a ellos. Si es posible, consigue una grabación de sonidos de bebés y colócala en las zonas de la casa donde el pequeño estará para que tu perro se acostumbre de antemano a los nuevos sonidos.
  • Si la futura mamá es la encargada principal de pasear y darle de comer a Fido, ve dejando que tu pareja se encargue poco a poco de estas tareas para que tu peludito se acostumbre a pasar menos tiempo con mamá.
  • Si es posible, lleva algo de ropa del bebé usada a tu casa antes de su llegada y deja que tu perro la olfatee. No olvides recompensarlo si reacciona bien.

Quizá te interese: ¡25 razones para que todos los niños y niñas del mundo tengan una mascota!

Bebé en casa.

Romanova Anna / Shutterstock.com

Con suerte, todo tu esfuerzo y dedicación dio frutos y ya es hora de presentarle a tu perrito al nuevo integrante de la familia. Ten en cuenta los siguientes puntos para cerciorarte de que todo salga en orden:

  • Enséñale a tu perro cómo acercarse al bebé tranquilamente. Recuerda que tu perro siente tus emociones, así que controla tu ansiedad y no armes un alboroto al respecto.
  • Ayúdalo a entender que un bebé es algo bueno y positivo. Dale muchos premios, elógialo y acarícialo cuando se porte bien alrededor del bebé (es decir, si está tranquilo y te hace caso). Si es posible, lleva al bebé y a tu mascota de paseo juntos, de esta forma, tu perro asociará actividades positivas con tu bebé.
  • Nunca dejes a tu bebé y a tu perro solos, sin importar qué tan bien portado y entrenado que esté tu mascota. De igual forma, nunca dejes al bebé en el suelo sin supervisión. Recuerda que siempre es mejor prevenir que lamentar.
  • Asegúrate de que tu perro haga mucho ejercicio y esté entretenido la mayor parte del tiempo. Así evitarás que se meta en problemas mientras estás ocupado con tu bebé.
  • Si tienes alguna duda sobre el comportamiento de tu perro, no dudes en consultar con tu veterinario.

Educa a tu hijo.

Romanova Anna / Shutterstock.com

A medida que tu bebé crece, enséñale cómo debe comportarse ante los animales. Debes enseñarle que su mascota no es un juguete y que debe respetarlo mientras duerme y come. Toma nota de los siguientes tips que tenemos para ti al respecto:

  • No dejes que tu niño juegue rudo —es decir, a perseguirse, morder o tirar— con tu perro, ya que esto puede desencadenar un comportamiento agresivo de tu mascota.
  • Nunca dejes tu hijo u otros niños pequeños sorprendan a tu mascota, sobre todo si está descansando. No puedes estar seguro de que tu perro no morderá si lo sobresaltan.
  • De igual forma, enséñale a tu hijo a respetar el espacio de tu perrito. Si tu mascota no quiere jugar, no lo obligues y déjalo tranquilo.
  • Enséñale a tu hijo a recoger y guardar sus juguetes para evitar accidentes con tu mascota. Los juguetes de los niños a menudo tienen partes pequeñas con las que tu perro se puede atragantar.
  • No olvides recalcarle a tu hijo que no todos los perros son iguales a su mascota, por lo que debe tratarlos con cuidado y respeto. Enséñale cómo presentarse ante perros extraños y a preguntarle a sus dueños antes de hacerlo.
  • Por último, pero no menos importante, nunca, pero nunca, dejes solos a tu hijo y a tu perro sin supervisión.

Romanova Anna / Shutterstock.com

Sin lugar a dudas, tener un perro en casa enriquece la vida de los niños. Cuidar a una mascota es una excelente manera de enseñarle a un niño a asumir responsabilidades, expresar empatía, hacer ejercicio y divertirse. Sin embargo, es responsabilidad nuestra asegurarnos de que estas valiosas relaciones se construyan sobre la base del entendimiento del uno al otro.

Fuente: The Kennel Club, NCT

Quizá te interese: ¿Eres alérgico a los animales? Estos 7 tips te ayudarán a conservar tanto tu mascota como tu salud


Este material es suministrado solamente con fines informativos. Algunos de los productos y elementos discutidos en este artículo pueden causar una reacción alérgica y dañar su salud. Antes de usarlos, consulte con un técnico o especialista certificado. Los editores no son responsables de ningún daño u otras consecuencias que puedan ser generadas por el uso de los métodos, productos o elementos descritos en este artículo.