Una maestra quiso hacer visible la huella que le dejaban sus alumnos y ESTO fue lo que hizo

Noticias

November 28, 2016 14:13 By Fabiosa

Ser maestra es uno de los trabajos más gratificantes. Se trata de preparar a los hombres y mujeres del futuro, de enseñarles a ser ciudadanos, a cumplir con sus deberes y derechos cívicos, a respetar la naturaleza y las costumbres.

La escuela es el segundo lugar, después del hogar, donde nos enseñan qué tipo de ser humano debemos ser. Por eso, las maestras son esos seres tan especiales, porque ellas nos llevan de la mano por un camino escabroso, pero lleno de gratificaciones. ¿Quién no recuerda a esa primera maestra que se paró delante de nosotros para preguntarnos qué queríamos ser cuando fuéramos grandes?

Pues esa es hoy ShaRee Castlebury, una maestra de primer grado en Lawton (EE.UU.). Ella es la guía, el modelo de su grupo. Ellos ya han terminado el curso y pasarán a un grado superior con otra maestra. ShaRee sintió que no debía dejar pasar la ocasión sin señalarles cuán importante ha sido el paso de ellos por su vida, y las huellas que también ellos han dejado. Entonces, tuvo una idea.

facebook

Quería hacer visible la presencia de los niños, el rastro que dejaban, y para ello propuso que cada niño pintara sobre su vestido blanco.

facebook

Y así fue.

facebook

Cada uno de ellos hizo un diseño sobre el vestido de ShaRee.

facebook

Llenó de colores, siluetas, soles, casitas y aviones, el vestido. Lo llenó también de los sueños y aspiraciones de estos pequeños.

facebook

Así se despidió esta maestra de su grupo. Porque no solo los maestros dejan una huella en nosotros, también nosotros las dejamos en ellos.

facebook

ShaRee planea entonces hacer esto con cada grupo que marque de una manera diferente su vida.